internacional

La cumbre de la OTAN tendrá sesiones específicas sobre Canarias

El ministro español de Exteriores, José Manuel Albares, confirma que el refuerzo del flanco sur centrará parte de la cita de Madrid de la Alianza Atlántica ante las amenazas que provienen desde el Sahel

Lo dijo cuando vino a Tenerife y ahora lo detalla incluso más. El ministro de Exteriores, Unión Europea y Cooperación, José Manuel Albares, avanzó ayer que la cumbre de la OTAN, que se celebrará en Madrid los próximos días 29 y 30 de junio, acogerá dos sesiones de trabajo específicamente centradas en las amenazas que plantea el flanco sur. Aunque en puridad no se refiere exclusivamente a las Islas, el Archipiélago es clave para reformular la respuesta a tales amenazas, por cuanto es, de lejos, el territorio OTAN más cercano a la hecatombe humanitaria devenida desde el Sahel, donde ya parten no pocas personas que se arriesgan a cruzar el Atlántico en pateras e incluso en zódiac, recibiendo mucho peor trato del garantizado a los desplazados por la guerra de Ucrania, una respuesta administrativa que habla más bien de la discriminación institucional vigente en la Unión Europea.

Albares puntualizó ayer que se llevará a cabo una sesión de trabajo a nivel de jefes de Estado y de Gobierno donde se abordará “la vecindad sur”. Además, en la cena de ministros de Exteriores que se celebrará ese miércoles se tratará “específicamente” el asunto del flanco sur, y para ello se ha invitado a los ministros de Jordania y Mauritania, dos países clave para entender dicha respuesta de la OTAN.

Además, el máximo responsable de la diplomacia española reiteró que el documento que se aprobará durante el encuentro, el Concepto Estratégico -la hoja de ruta de la organización para la próxima década-, involucra una “mirada” al flanco sur, un tema que preocupa especialmente a España como es que la Alianza Atlántica “mira cada vez más hacia el sur. La OTAN recela de la influencia de Putin en el citado área geográfica african, que amenaza la estabilidad cerca de las Islas. España aspira a blindar a Ceuta y Melilla en el marco de la OTAN, cosa que ya consiguió en su día para Canarias. Por si había duda de la relevancia de este flanco, el ministro Albares recordó ayer que la OTAN ya reconoció anteriormente su “importancia” e incidió en que no es la primera vez que se aborda el tema.

“No somos los únicos” a los que preocupa este frente, argumentó aludiendo al resto de países del sur de Europa. En esta línea, dejó claro que no se pretende que ningún país, en alusión a Marruecos o Argelia, se sienta “señalado”. “La OTAN es defensiva, no ofensiva, y por lo tanto es normal que tenga proyección en diferentes escenarios”, indicó.

TE RECOMENDAMOS