SOCIEDAD

Nueva polémica con un ‘youtuber’: galletas con dentrífico a un indigente

El 'youtuber' ReSet cumplía un reto de sus fans, pero la broma ha generado mucha controversia por reírse de una persona sin hogar

YOUTUBER RESET OREO PASTA DIENTE
YOUTUBE

Tras la polémica con MrGranBomba y el ‘caranchoa’, esta semana ha surgido una nueva controversia con otro ‘youtuber’ bromista llamado ReSet.

El joven acostumbra a realizar retos que le envían sus fans a través de los comentarios en su canal de YouTube, que tiene más de un millón de suscriptores. En las redes sociales comienza a hacerse viral uno de sus últimos vídeos, en el que entre otros retos realiza uno en el que debe buscar a una persona en la calle y darle galletas Oreo rellenas con pasta de diente.

ReSet se propuso hacerlo diciendo que además ayudaría alguien de la calle dándole 20 euros y las galletas trampa. La polémica se ha generado porque la persona escogida por el ‘youtuber’ fue un hombre que se encontraba en la calle pidiendo para comer.

El momento puede verse a partir del minuto 2:30 del vídeo.

Tras su publicación, fueron muchos los comentarios en Twitter y webs como Forocoches, donde condenan la “broma” por reírse de una persona sin hogar. Al día siguiente y luego de ver estas reacciones, ReSet publicó un vídeo directamente en Twitter como respuesta a la controversia, pero el problema es que en dicho vídeo aunque le pide disculpas al hombre al que le jugó la “broma”, lo hace con frases como “al final le di otro billete como compensación por la pequeña broma” o “creo que hasta le ayudé a limpiarse los dientes”.

Se da la circunstancia de que ReSet ya causó otra polémica el pasado diciembre por un vídeo titulado “Retos asquerosos con gatos”, por el que muchos usuarios lo calificaron como maltratador de animales e incluso se crearon peticiones en la plataforma Change.org para pedir a la gente que denuncie el canal del ‘youtuber’ en la red de vídeo y así conseguir cerrarlo, aunque ReSet también publicó en esa ocasión sus disculpas en YouTube y dijo que se malintepretaron sus bromas.