SOCIEDAD

La ULL investiga si las microalgas son tóxicas para el ser humano

Las investigadoras Marta Sansón y Nereida Rancel, del grupo de Botánica Marina, explican que el motivo principal de la aparición del ‘Trichodesmium’ es el cambio climático

La Facultad de Biología de la ULL acoge estos días las jornadas informativas. / FOTO: Sergio Méndez
La Facultad de Biología de la ULL acoge estos días las jornadas informativas. / FOTO: Sergio Méndez

El grupo de Botánica Marina de la Universidad de La Laguna (ULL) está investigando las características de los episodios de microalgas que Canarias lleva viviendo en los últimos años y, especialmente, el del verano de 2017. De hecho, se han recogido una amplia cantidad de muestras que desde el pasado año se están analizando para conocer, entre otros aspectos, si esta cianobacteria que estuvo presente en las costas canarias es tóxica y, en caso de que lo fuera, qué efectos podría tener, tanto para otras especies, como para el ser humano.

Así lo explicaron a DIARIO DE AVISOS la investigadora principal del grupo, Marta Sansón, y una de sus miembros, Nereida Rancel, quienes en la tarde de ayer ofrecieron una conferencia para abordar esta situación en la Facultad de Biología, organizada por la Real Academia Canaria de Ciencias.

Sansón señaló que antes “no eran tan frecuentes estos episodios y pasaban desapercibidos”. La investigadora principal disertó sobre el tema de las macroalgas -que no se han detectado en Canarias- y señaló que en algunos casos se ha descrito que son tóxicas, pero en muchos otros no afectan al ser humano, sino a otros organismos. Insistió en que, previa a la aparición en 2017 de microalgas en Canarias, este grupo ya investigaba sobre las algas, pero se aprovechó en verano para tomar muestras y, en coordinación con la Universidad de Florida, se está analizando el último episodio para conocer más detalles sobre la cianobacteria Trichodesmium, saber su genética, si esta es tóxica y sus posibles efectos sobre las personas, si los hubiera. Así, las expertas estiman que los resultados puedan conocerse a mitad de año.

Por su parte, Nereida Rancel, recalcó que no en todos los casos se confirma la toxicidad de una microalga y que, además, no siempre esta tiene un efecto negativo. A juicio de ambas investigadoras la mayor presencia de este organismo durante el verano se fundamenta en el cambio climático, lo que ocasionó un aumento de la temperatura ambiental y del mar, la presencia de la calima y la falta de vientos. Además, aunque insisten en que hay un problema serio en Canarias con los vertidos, no achacan a este fenómeno la presencia de la cianobacterias.

Arístegui y Fernández completan el programa

Esta tarde, a partir de las 19.00 horas, le tocará el turno al doctor Javier Arístegui Ruiz, cuya conferencia se denomina Trichodesmium,la samaritana del océano. Mañana José Javier Fernández Castro disertará sobre Ciguatera, un nuevo problema con una larga historia.