Política

Berástegui: “Es un escándalo que CC y PSOE gasten un millón al año para enchufar a sus afines en La Laguna”

La oposición ya vota en bloque contra el equipo de Díaz (CC) y Mónica Martín (PSOE); el hartazgo reactiva la posible censura; el PP está pendiente de su congreso y no se descarta incluso respaldo socialista

CC y PSOE solo tienen 9 concejales, por 15 la oposición y 3 no adscritos. DA
CC y PSOE solo tienen 9 concejales, por 15 la oposición y 3 no adscritos. DA

Los grupos de oposición en el Ayuntamiento de La Laguna ya votan en bloque para derrotar al minoritario equipo de gobierno, conformado por siete concejales de Coalición Canaria y las dos que le quedan al PSOE, en lo que parece ser un preludio de una inminente moción de censura, reactivada ante los excesos del equipo de gobierno que comandan José Alberto Díaz (CC) y Mónica Martín (PSOE). En esta ocasión ha sido el acaparamiento de todo el personal de confianza contratable por el Ayuntamiento lo que ha unido a Unid@s se puede, Por Tenerife-Nueva Canarias (XTF-NC), Partido Popular (PP) y Ciudadanos (Cs), así como a los dos ediles expulsados del PSOE por rechazar el pacto con CC.

Si hasta ahora se especulaba con una censura entre las fuerzas progresistas, todo apunta a que PP y Cs están también por la labor. “Es un escándalo que el equipo de gobierno del Ayuntamiento de La Laguna se gaste casi un millón de euros al año en enchufar a sus afines”, declaraba ayer la portavoz municipal de Ciudadanos en el Consistorio lagunero, Teresa Berástegui, quien ha asegurado que “es una vergüenza que CC y PSOE, que suman apenas 9 concejales, tengan 27 asesores y multitud de personas contratadas con dinero público”.

Por su parte, el portavoz lagunero del Partido Popular (PP), Antonio Alarcó, lo dejaba igual de claro: “Exigimos la inmediata aplicación de lo aprobado ayer [el pasado jueves para el lector] por el Pleno, y se reparta de forma proporcional el personal de confianza entre los grupos municipales, como así se dispone en la legislación”. Sobre la posibilidad de respaldar la moción de censura, Berástegui no pudo ser más clara ayer, por mucho que no la aludiese expresamente: “Está claro que el Gobierno municipal tiene mucho que esconder, y por eso intenta por todos los medios que la oposición no cuente con medios técnicos para fiscalizar su labor”, apuntó la portavoz de Cs, quien añadió que “hay que buscar un cambio de rumbo para el municipio que impida a CC, con siete concejales, y a PSOE con dos, seguir llevando a cabo estas viejas prácticas”.

Desde el PP no hay comentarios oficiales sobre una moción de censura en la que, si bien solo afectará al Ayuntamiento de La Laguna, dada la relevancia política de esta ciudad se requiere de la conformidad de un partido inmerso hasta el fin de semana que viene en un proceso de primarias. Eso sí, los populares no olvidan lo sucedido en Madrid, donde el PSOE desalojó al PP del Gobierno precisamente con una moción de censura en la que Coalición Canaria se abstuvo.

Incluso, desde el PSOE local no se cierran filas con sus concejalas, Martín y Castañeda. Desde su Ejecutiva local se recuerda que nadie habló con ellos al respecto, y que nunca se han cerrado en banda contra la censura. Cabe recordar que su presidente insular, Pedro Martín, se mostró en su momento partidario de la misma.