POLÍTICA

El PSOE, ‘reo’ de sus actuaciones con Rajoy, Cifuentes y el alcalde de León

Algunos altos cargos del partido en Canarias entienden que deben censurar a Clavijo, si es investigado; Ángel Víctor Torres pide “prudencia”

Ángel Víctor Torres junto al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. DA
Ángel Víctor Torres junto al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. DA

Algunos altos cargos del PSOE en las Islas se preguntaban ayer qué diferencia hay, si es que existe, entre los motivos que propiciaron las mociones de censura que han presentado lo propios socialistas contra Mariano Rajoy en el Congreso de los Diputados, contra Cristina Cifuentes en la Comunidad de Madrid y, en estos días, contra el alcalde de León, tras la posible imputación del presidente del Gobierno de Canarias, el nacionalista Fernando Clavijo.

Según las fuentes socialistas consultadas por DIARIO DE AVISOS, el escenario político en las Islas sería propicio para presentar una moción de censura a Clavijo, si finalmente el TSJC lo investiga por su implicación en el caso Grúas. Hay que recordar que el informe de la Fiscalía del Juzgado de Instrucción Número 2 de La Laguna, que instruye la causa, ve indicios de delito en la gestión del presidente del Gobierno cuando era el alcalde del Ayuntamiento de La Laguna, concretamente de prevaricación y malversación de caudales públicos.

El listón de las mociones de censura en el PSOE lo comenzó marcando Ángel Gabilondo en la Comunidad de Madrid. Tras la polémica del caso Cifuentes y sus títulos, supuestamente falsos, la moción de censura obligó a la expresidenta de esa región española a dimitir. Después de esa renuncia, la moción decayó. Hay que precisar, en este punto, que hasta ese momento la expresidenta no estaba siendo investigada.

La senda de las mociones de censura continuó con la sentencia de la trama Gürtel, por la financiación fraudulenta del PP, y sus consecuencias en el expresidente de los populares y exjefe del Ejecutivo, Mariano Rajoy, que supuso para el máximo responsable de los socialistas, Pedro Sánchez, el asalto a la Moncloa. En esa operación, además de los apoyos de PNV, ERC, PdCat y NC, Sánchez se apoyó en Podemos. Curiosamente, y ante el anuncio que hacía, por enésima vez, la líder de la formación morada en Canarias, Noemí Santana, de una posible moción de censura a Clavijo si es investigado, esto podría empujar al PSOE de las Islas a actuar de la misma forma que Pablo Iglesias lo hizo en Madrid.

El último episodio de mociones de censuras socialistas por presunta corrupción se centra en el alcalde de León, Antonio Silván (PP). Al cierre de esta edición, el portavoz socialista en esa ciudad, José Antonio Díez, casi que tenía redactada la censura. El motivo: las conversaciones de Silván con el empresario José Luis Ulibarri, en prisión por el caso Enredadera, facilitándole datos de un concurso público. El alcalde ni siquiera está imputado.

Si entramos de lleno en el caso canario, hay condicionantes que colocan al PSOE en una situación complicada. Si Podemos se adelanta y presenta la censura a Clavijo por estar investigado, el PSOE no tiene argumentos para no seguir a Noemí Santana. El único, que las elecciones autonómicas y locales están a la vuelta de la esquina, pero los delitos de presunta corrupción que se le imputan a Clavijo tienen tanto o más peso que los que provocaron las censuras mencionadas anteriormente. Su secretario general en las Islas, Ángel Víctor Torres, pedía ayer “prudencia”, porque, según aseguró a este periódico, “la novedad es que hay un informe de la Fiscalía que pide que se cite a Clavijo como investigado”, aunque “formalmente, no lo está”. Torres insistió en que “desde que se le investigue, pedirán la comparecencia del presidente”, trabajo que ya ha adelantado Podemos.

Otro dato, si el PSOE presentara la censura, Torres no podría ser el candidato, porque no es diputado. Muchos factores, y las primarias a la vuelta de la esquina para elegir al candidato a la presidencia del PSOE, pueden marcar el futuro de Clavijo, pero también el de Ángel Víctor Torres. Un último dato, en La Laguna, pese a la imputación de José Alberto Díaz, el PSOE tampoco se ha atrevido.