POLÍTICA

El ‘superdomingo’ electoral, más cerca si caen los Presupuestos

Arranca una semana decisiva para el futuro inmediato del país, con el inicio del juicio del ‘procés’ y el posible adelanto de las urnas estatales para que coincidan con el 26-M

PEDRO SÁNCHEZ CONGRESO
El presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez, durante una sesión del Congreso de los Diputados. EUROPA PRESS

La posibilidad de que se adelanten las elecciones a las Cortes Generales y que coincidan así el 26-M con las urnas europeas, autonómicas y locales en un superdomingo electoral estará más cerca de convertirse en realidad si el Proyecto de Ley de Presupuestos Generales del Estado cae por falta de apoyo, lo que podría suceder en una semana, la que hoy arranca, que se antoja decisiva para el futuro del país al coincidir con el inicio del juicio por el procés catalán.

Así, los Presupuestos de 2019 marcarán esta semana en el Congreso la legislatura del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ya que se enfrentarán a seis enmiendas a la totalidad que podrían prosperar tras las últimas discrepancias del Ejecutivo con ERC y con el PDeCAT sobre cómo resolver el conflicto catalán. Será mañana martes cuando empiece el pleno del Congreso a debatir las enmiendas de devolución que han planteado PP, Ciudadanos, ERC, PDeCAT, CC y Foro Asturias, y que además serán apoyadas en la votación conjunta del miércoles por UPN.

La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, subirá a la tribuna para defender unas cuentas que -como ha recalcado en las últimas semanas- son buenas para España y para Cataluña y que contemplan un aumento del gasto social para recuperar derechos perdidos durante la crisis, como la eliminación del copago farmacéutico, ayudas para becas o prestaciones para desempleados mayores de 52 años. Sin embargo este debate empezará el mismo día en el que se inicia el juicio del procés en el Tribunal Supremo de Madrid contra los dirigentes independentistas encarcelados tras el 1 de octubre, lo que podría elevar el tono de crispación política y enrarecer el ambiente en la Cámara Baja. El Gobierno tendrá que escuchar los argumentos de los portavoces de ERC y del PDeCAT, que han decidido enmendar las cuentas ante la falta de concreción y avances en las mesas negociadoras sobre el conflicto catalán.

“NUNCA”

La vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo, ha reconocido que el diálogo ha encallado y que la legislatura se podría acortar si los Presupuestos decaen esta semana, aunque Sánchez ha dejado la puerta abierta a seguir dialogando y apuesta por “tender todos los puentes posibles desde la política”. Eso sí, el Ejecutivo ha afirmado que “nunca” aceptará un referéndum de autodeterminación ni nada que suponga romper el marco constitucional.

De momento Sánchez se enfrenta a una mayoría insuficiente para hacer pasar los Presupuestos a su fase de enmiendas parciales, ya que cuenta solo con los votos de PSOE, Unidos Podemos, PNV, Compromís y EH Bildu (162), mientras Nueva Canarias (1) ha advertido de que se abstendrá si las cuentas no recogen las dotaciones previstas en el régimen económico y fiscal (REF) de Canarias. Las cuentas de 2019 superarían este primer trámite en el Congreso si ERC y PDeCAT retiran en el último momento sus enmiendas y, si al menos los 9 diputados de ERC votan a favor de facilitar los Presupuestos. En ese caso los partidos que piden la devolución del Presupuesto sumarían 170 votos, frente a los 171 (con ERC) que aprobarían seguir adelante con su tramitación.

OPOSICIÓN

PP y Ciudadanos -además de acusar al Ejecutivo de inflar las cuentas, subir los impuestos y endeudar aún más a la economía española- critican que Sánchez haya pactado con los independentistas por interés personal para quedarse en La Moncloa. Foro Asturias y Coalición Canaria piden más recursos económicos para sus comunidades autónomas y la formación canaria también alude a que se ha vulnerado el REF y que en estas cuentas estatales para 2019 faltan al menos 400 millones de euros para las Islas.

Unidos Podemos es la única formación que se mantiene optimista y cree que el sentido de la responsabilidad hará que ERC y PDeCAT voten al final a favor de las cuentas porque van en beneficio de los ciudadanos.