música

Don Patricio: “Me hubiese gustado rapear con Valentina la de Sabinosa”

El rapero herreño acaba de pasar a formar parte de la nómina de artistas de la compañía discográfica Warner
“Don Patricio mami”. | DA

El Concierto Limpio y Sostenible ARN Blue&Green de Playa de Las Américas, Arona, contará con la actuación de Don Patricio, flamante fichaje de la industria musical española. El cantante rapero herreño acaba de pasar a formar parte de la nómina de artistas de la compañía discográfica Warner. Patricio Martín Díaz, que ha causado sensación en todo el mundo con éxitos como Contando Lunares, integrará parte del cartel de un concierto que combinará música y sostenibilidad el sábado 24 de agosto, en el Parking de Arenas Blancas, con entrada gratuita, y a favor de la música contra el plástico. Este concierto está organizado por el Ayuntamiento de Arona y durante el festival se mostrarán imágenes relacionadas con la vida marina (colonia estable de cetáceos, delfines, tiburones y tortugas, principalmente) de la costa de Arona y de sus recursos medioambientales, entre otras acciones a favor de la sostenibilidad.

-¿Dónde y cuándo nació?

“Nací el 1 de febrero de 1993 en Tenerife, aunque realmente soy herreño. Por razones obvias, al no haber hospital en El Hierro en aquel momento, mi nacimiento se produjo en Santa Cruz de Tenerife, aunque a los pocos días me trajeron a mi isla”.

-¿De dónde viene lo de Don Patricio?

“Porque soy un caballero (no para de reír). Me pediste respuestas cortas, ¿verdad? (risas). A mí me gusta mi nombre. Cuando crecí ya me gustaba, porque nadie se llamaba así y me puse el don delante porque soy un caballero”.

-¿Por qué lo de El Crema?

“Me levanté por la mañana motivado y me dije: yo tengo que ser El Crema. No había realmente una razón. Dije está guapo y me lo puse por eso”.

-¿Cómo le dio por ser rapero?

“Pues porque no tengo voz. Si tuviera buena voz haría bachata o salsa. Por lo tanto, como no tengo buena voz, me tuve que meter a hacer rap. ¿Los motivos? Amo la música, me gusta la música y era como lo más fácil. Ponerte a hacer poesía, con un poquito de flop y empezar por ahí”.

-De un tiempo a esta parte parece que todo el mundo quiere hablar con usted. ¿Le abruma tanto interés mediático, tanta entrevista?

“Sí, la verdad. Soy una persona bastante tranquilita, me gusta la intimidad y para mí es algo extra que tengo que hacer para promocionarme, pero no me agrada demasiado”.

-¿Siente que ahora le falta tiempo para estar consigo mismo y con su gente?

“Ahora mismo, sí. Sin embargo, desde que pase el verano y todas las fechas de los conciertos, ya me cogeré unas vacaciones para mí. Retomaré mi vida tranquila y me vuelvo a ver con Patri, que hace tiempo que no hablo con él”.

-¿Ha cambiado de repente su vida o todavía controla para seguir siendo usted mismo y no lo que desean los demás?

“Bueno, trato de ser yo mismo y de estar con los míos. En eso, no puedo cambiar. Es decir, tengo los pies en el suelo, pero sí es verdad que, en ocasiones, me estreso y me agobio y quizás tenga que llamar al psicólogo algún día”.

-¿Quiénes son y qué significan para usted Uge, El Pekas y Bejotaeme?

“El Pekas es un colega de mi infancia, pero Bejo y Uge son mis mejores amigos de siempre, del pueblo, de las vacaciones y, ahora mismo, vivimos los tres en la misma ciudad”.

-¿Recuerda cuál fue su primera maqueta y cuánto tiempo le llevó publicarla?

“Sí, claro. Mi primera maqueta fue Caleta Beach y tardé en publicarla, aproximadamente, un año. El tiempo que me llevó hacer las canciones”.

-¿Qué sensaciones le vienen a la cabeza cuando le hablan de la película Maktub?

“Me vienen muchos recuerdos. La película está basada en un amigo que falleció de cáncer. La verdad es que me trae muy buenos recuerdos y, sobre todo, con Borja [Bejotaeme]. La experiencia de ir a grabar el videoclip a Cádiz, nuestra primera vez juntos por ahí, viajando y demás”.

-Háblenos de la creación del grupo Locoplaya.

“Fue algo natural. Como te comentaba antes, a Borja y a Uge los conozco desde siempre, de chiquititos. Borja es de Tenerife y Uge se mudó más tarde. De todas formas, nos conocemos siempre de los veranos, porque Borja viene siempre a El Hierro en esas fechas. Tenemos nuestras vidas durante el curso, pero en los veranos estamos aquí con los amigos y demás. Entonces, el grupo salió de manera natural. Hacíamos muchas canciones juntas como cantantes en solitario y el grupo salió solo. Al final, teníamos tantas canciones reunidas, que decidimos juntarnos y ponernos un nombre de grupo”.

-En lo musical, ¿cuáles son las diferencias fundamentales entre El Crema y Don Patricio?

“El Crema no sabía lo que hacía y, más o menos un poco, Don Patricio cogió las riendas de todo lo que sabía El Crema e hizo algo más conceptual”.

-¿Qué le parece que su isla sea un ejemplo para el mundo, como un lugar que aspira a ser autosuficiente en el consumo de energía eléctrica?

“Pues perfecto. A mí me gusta la naturaleza. Soy de un pueblo, de una isla, donde no hay autopistas, ni semáforos. Piensa que aquí no hay ruido y, por lo tanto, la naturaleza y yo vamos de la mano. Me encanta todo eso. Creo que hay que ir hacia ahí, hacia la autosuficiencia”.

-¿No le parece genial que sin renunciar a su vocabulario canario esté arrasando en mercados fuera de su tierra? ¿Se ha preguntado cómo ha sido posible?

“Sí, por supuesto. A mí me gustan las palabras canarias, me gusta cómo hablamos, cómo nos expresamos aquí y yo no reniego de eso. Utilizo mi vocabulario para las canciones e intento darlas a conocer un poco. Muchas veces, no las entiendes a la primera, pero creo que te pones un poquito a rebuscar o tienes un amigo canario y le preguntas qué significa tal término, y al final gana un poco de gracia por eso, porque como no lo entiendes y tienes que estudiar un poco a ver qué estoy diciendo…”.

-¿Piensa que es más fácil ahora para un canario saltar el charco y triunfar fuera del terruño?

“Creo que sí y es gracias a las redes sociales, tanto para un canario como para alguien que viva en la recochinchina. Si tienes una cuenta de YouTube y un ordenador, tú puedes hacer tu música y darla a conocer al mundo”.

-¿Piensa que ya ha logrado ser profeta en su tierra?

“No, qué va. Creo que tuve suerte, que estoy intentando hacer las cosas bien y trabajar, pero profeta es una palabra que me queda muy grande”.

-¿Le tira mucho El Hierro? ¿Necesita el oxígeno de su isla o puede pasar mucho tiempo sin ella?

“Creo que, después de tres o cuatro meses como mucho, necesito darme un viajito para El Hierro y repostar”.

-¿Qué tiene su música de volcán?

“La música que hago viene de dentro. Sé que no tengo buena voz, pero tengo un gran corazón y con el corazón se hacen las canciones”.

-Dígame la verdad. ¿Usted alguna vez se imaginó esta movida que está viviendo o le ha cogido por sorpresa?

“Me cogió por sorpresa, porque la verdad es que no me lo esperaba. Sin embargo, sí que desde chiquitito tenía claro que quería llegar lejos en la música. Vamos, que no estaba preparado”.

-¿La gente de El Hierro sabe que se ha convertido en un famoso?

“Sí, lo tienen más claro que yo por lo que veo, por lo que siento y por lo que me cuentan”.

-¿Le hubiese gustado rapear con Valentina la de Sabinosa?

“Me hubiese gustado y la verdad es que me apetece mucho. Me encantaría hacer algo con gente autóctona de aquí. Me gusta la música de El Hierro, el folclore y desearía hacer algo con alguien, claro”.

-Sumando 145 millones de escuchas con Contando lunares y 52 millones con Enchochado de Ti, ¿piensa que el mejor Don Patricio está todavía por llegar?

“Sí que creo que las mejores canciones están todavía por salir. De las que estoy haciendo ahora, desde que saqué el disco hasta hoy, tengo ya más de 10 canciones que pienso que tienen potencial para gustarle a mucha gente. Personalmente, estoy más contento con las nuevas que con las que ya he sacado”.

-¿Cómo reaccionó cuando pasó a formar parte de la nómina de artistas de la compañía discográfica Warner?

“Bueno, la verdad es que fueron muchas negociaciones, transcurrió bastante tiempo, pero al final tomé la decisión, con mis amigos y con mis padres, de llevar la música a un nivel más alto. Sin embargo, me costó llegar a ese punto, porque hubo numerosas reuniones y demás. No obstante, estoy contento con el resultado”.

-¿Ser el punto de mira de las compañías discográficas más potentes del sector le supone un margen de tranquilidad de cara al futuro o una mayor responsabilidad?

“Tampoco es que me sienta responsable. Siendo independiente tienes que trabajar y exponerte mucho, y crecer bastante. Que las multinacionales pregunten por ti, solo significa que te están yendo bien las cosas. O sea, la responsabilidad es la misma”.

-¿Sigue en una nube cuando lee o escucha que su canción Contando lunares ha estado en el segundo puesto en el ámbito mundial en la Lista de los 50 Más Virales Globales?

“Si te soy sincero, no me paro a pensar demasiado en eso. Sé cómo son este tipo de cosas. Subes rápido, bajas rápido y tampoco me flipo. Estoy supercontento, lo agradezco, pero no sé realmente cuál es exactamente esa repercusión, ni me hago a la idea. Soy bastante ignorante en eso”.

-Hablando del Concierto Limpio del día 24, ¿qué le parece lo de la lucha contra el plástico?

“Me parece perfecto. Nosotros en nuestros conciertos solemos tirar caramelos y demás, pero hemos caído en la cuenta de que esos caramelos vienen envueltos en plástico y en sus bolsitas. Por lo tanto, en la cita de Arona no lo vamos a hacer y queremos que el público sea consciente de todo ello. Buscaremos la forma de respetar el medio ambiente”.

TE PUEDE INTERESAR