tribuna

Ahora sí, el Pacto de las Flores – Por Nira Fierro

El Gobierno de Canarias ha ido timoneado tempestades económicas y políticas, incendios, quiebras y presupuestos de Coalición Canaria, estos primeros meses de gestión al frente de la Comunidad Autónoma, con el margen que esto da

El Gobierno de Canarias ha ido timoneado tempestades económicas y políticas, incendios, quiebras y presupuestos de Coalición Canaria, estos primeros meses de gestión al frente de la Comunidad Autónoma, con el margen que esto da. Esta semana se aprobaban en el Parlamento de Canarias los primeros presupuestos del cambio, del Pacto de las Flores, las bondades de este acuerdo con ficha económica. No voy a repetir una y otra vez aquellas palabras de la exconsejera de Hacienda sobre que “estos son los mejores presupuestos de la historia”, lo que diré es que en una primera aproximación, sí son los presupuestos que mejor abordan, hasta ahora, las necesidades de Canarias y de la ciudadanía.

Tristemente durante años, dio absolutamente igual que el incremento presupuestario de Canarias fuera aumentando continuadamente, porque no sirvió para dignificar servicios públicos básicos. De hecho, este año también crece, pero eso no es lo más importante de estas cuentas, lo más importante es dar en la clave.

Dar en la clave significa tener la sensibilidad suficiente como para reorientar los recursos que tenemos hacia las carencias de las Islas; dar en la clave significa priorizar dentro del mapa de necesidades (que son muchas); dar en la clave significa apostar de forma clara y rotunda por la justicia social a través de la renta ciudadana, la vivienda, la sanidad, la educación en todas sus etapas y como no, la dependencia.

Es ahí donde realmente se ven las intenciones con hechos de un gobierno. Por lo tanto, más que las palabras y gestos de estos meses, de un Gobierno con los presupuestos de otros, este año 2020 se iniciará un camino de reestructuración de los asuntos que los partidos que apoyamos el Pacto de las Flores consideramos importante para Canarias desde que entren en vigor los presupuestos, cuyo 75% se destinará a servicios sociales y servicios públicos.

Unos presupuestos que han sido mejorados tras su entrada en el Parlamento de Canarias, con un trabajo minucioso de los partidos políticos, eso sí, dentro del realismo que requiere un documento como este, ya que algunos, en cuanto a demagogia se trata, parece que llevan 26 años en la oposición.

Tras su aprobación, viene tarea compleja, la ejecución y capacidad de gestión, cuestión a la que tampoco andamos acostumbrados por estas tierras. Es necesario que no sólo las cifras se pinten en un presupuesto, es necesario que hasta el último euro llegue a la ciudadanía, por lo tanto estaremos vigilantes para que así sea.

Con el nuevo año, comenzará un periodo en el que la responsabilidad presupuestaria y de ejecución será del nuevo gobierno, no sin las dificultades estructurales heredadas, pero sí que con la exigencia de cumplir con las prioridades.

Mejorar los datos de pobreza, dignificar los servicios públicos, la atención a las personas y la lucha contra el cambio climático, fueron el hilo discursivo del presidente Torres el día de su investidura, también presente en las palabras de cada de representante del Pacto de las Flores, el pasado 22 de junio, en la firma del acuerdo que hoy hace posible que entren en vigor, con el nuevo año, los presupuestos que van directamente a combatir y revertir las necesidades de las Islas.

El reto es ambicioso y será costoso, pero desde luego que cuenta con la fortaleza de un Gobierno sensible a Canarias.

*Presidenta del Grupo Parlamentario Socialista Vicesecretaria Acción Política de PSOE Canarias

TE PUEDE INTERESAR