COROANVIRUS

El Gobierno levantará la restricción de las actividades no esenciales después de Semana Santa

"No se van a prorrogar las medidas excepcionales más allá del 9 de abril", indicó Sánchez sobre el permiso retribuido recuperable

Calles de Santa Cruz de Tenerife durante el estado de alarma por coronavirus| FRAN PALLERO
Calles de Santa Cruz de Tenerife durante el estado de alarma por coronavirus| FRAN PALLERO

El Gobierno no prorrogará la paralización de las actividades no esenciales más allá del periodo para el que se decretó, que concluye el próximo 9 de abril, con lo que estos trabajos podrán retomarse tras los días festivos de la Semana Santa, según anunció el presidente del Ejecutivo, Pedro Sánchez.

“No se van a prorrogar las medidas excepcionales más allá del 9 de abril”, indicó Sánchez sobre el permiso retribuido recuperable decretado a partir del pasado lunes 30 de marzo para actividades y trabajos no considerados esenciales aprovechando la cercanía de la festividad de la Semana Santa.

“Prorrogamos el estado de alarma, pero no las medidas extraordinarias que aprobamos aprovechando los días festivos de la Semana Santa”, detalló.

Según argumentó, estas medidas de “hibernación” de los trabajos no esenciales fueron “necesarias para contribuir al control de la epidemia según las opiniones de todos los expertos”.

“Pero una vez pasado el rubicón de la Semana Santa, el estado de alarma continuará tal como estaba, sin las medidas excepcionales, una vez concluya el plazo para el que se aprobaron”, añadió.

No obstante, apeló a la precaución a la que obliga la evolución del virus. “Tendremos las antenas puestas para reaccionar cuanto antes ante cualquier atisbo de repunte”, garantizó.

De esta forma, la actividad económica más allá de la que se considera esencial para garantizar el abastecimiento y determinados servicios a la población podrá retomarse el próximo lunes 13 de abril.

Se pondrá entonces fin a las medidas acordadas en Consejo de Ministros extraordinario el pasado domingo 29 de marzo, por las que se decretó la suspensión de toda actividad no fundamental mediante la articulación de un permiso retribuido y recuperable para los trabajadores empleados en las mismas.

PERMISO RETRIBUIDO Y RECUPERABLE

Según el Decreto, esta paralización se articulaba para ocho días laborables, los comprendidos entre el pasado lunes 30 de marzo y este próximo miércoles 9 de abril, aprovechando que el resto de la semana coincide con los días festivos de la Semana Santa, de forma que, en la práctica, suponía parar dos semanas.

Así, una vez que el día 9 el plazo de paralización del decreto concluya y pasen los días festivos, la actividad económica podrá retomarse el lunes 13 de abril, si bien con las preceptivas medidas de prevención y seguridad recomendadas por las autoridades sanitarias para evitar la propagación del virus.

Además, dado el carácter ‘recuperable’ del permiso dado a los trabajadores, los distintos trabajos y empresas deberán organizarse para recuperar las horas perdidas ampliando turnos o trabajando en fines de semana y festivos.

La restricción se levantará toda vez que el Gobierno considera cumplido el objetivo que perseguía, el de reducir la movilidad que los ciudadanos registraban los días laborales del estado de alarma a niveles similares que se contabilizaban durante los fines de semana, también del estado de alarma.

Según las cifras de movimiento de viajeros que diariamente ofrece el Ministerio de Transportes, esta primera semana de restricción de actividad el tráfico en vehículo particular ha caído un 83%, frente al descenso del 75% de semanas anteriores, y los transportes colectivos como Cercanías, trenes AVE y Larga Distancia, autobuses de línea y aviones peninsulares que tienen permitida su operación, se desplazaron prácticamente vacíos.