Santa Cruz

La COVID, nueva causa de absentismo escolar, que en la capital baja al 12%

Santa Cruz cifra en 2.493 los alumnos que faltaron a clase de forma injustificada en el curso pasado, un dato que mejora el del curso 2019/2020 cuando se registraron más de 3.000 menores absentistas

Canarias propone vacunar a los menores con el inicio del curso
El Servicio Municipal de Atención al Absentismo Escolar da apoyo a los alumnos absentistas durante el curso. / S. M.

La pandemia ha logrado frenar la escalada que venía sufriendo el municipio de Santa Cruz en los datos de absentismo escolar. Según el análisis del Informe del Servicio Municipal de Detección, Prevención y Atención del Absentismo Escolar la cifra de alumnos que faltaron a clase sin justificación durante el curso 2020-2021 fue de 2.493, lo que supone 616 menos que los registrados durante el curso 2018-2019, el último del que se tienen datos, y que llevó el porcentaje de absentismo escolar hasta el 14%. Con los datos del curso pasado, ese porcentaje se rebaja hasta el 12%, para una población matriculada que alcanzó los 20.778 alumnos. Parece claro que las limitaciones que la pandemia ha venido imponiendo, con clases online primero, y presenciales más tarde, pero también la limitación en las reuniones sociales han afectado a este indicador, en este caso, de forma positiva.

La COVID también se ha colado en las causas de absentismo escolar, donde las relacionadas con las familias han crecido notablemente, pasando del 40% a más del 50% en el último curso. Así, a los motivos habituales recogidos en cursos anteriores en este se han sumado otras como el absentismo digital, o el provocado por familias en proceso de cuarentena por sospecha de contagio COVID. También se han registrado casos de familias que se niegan a incorporarse por miedo al contagio, o el de aquellas que dicen tener un miembro que pertenece a un colectivo de riesgo, pero sin presentar nada que lo avale.

El resto de motivaciones tienen que ver con cuestiones como las relacionadas con la salud de la familia (enfermedad que requiera un tratamiento ambulatorio, o despresión diagnosticada de los miembros responsables de la familia…). También se reseñan conductas negligentes, desinterés en el proceso educativo, dificultad para conciliar, difultades psíquicas de la familia, o el escaso valor dado a la educación dentro de la familia.

Las causas del absentismo centradas en el propio alumnado también se han incrementado respecto a 2019, pasando del 13% en ese curso al casi 17% en el del año pasado. De nuevo se reseña el absentismo digital como una de los motivos, pero también la carencia de competencias básicas para el aprendizaje, déficit en habilidades sociales, embarazo, falta de motivación, maltrato entre compañeros, contagios por COVID, transfobia o homofobia.

Pero en este análisis también se tiene en cuenta los motivos de absentismo que tienen su origen en los propios centros educativos (el 2,48%), como por ejemplo el desencuentro entre los intereses de las familias y el centro educativo, las expulsiones disciplinarias que se reflejan como faltas injustificadas, o la resistencia a colaborar con las familias, entre otras. En este apartado el estudio además apunta que la respuesta educativa no ajustada a las necesidades socioeducativas del alumnado fomentan el absentismo. Concretamente apunta el informe a la inexistencia de programas específicos que articulen respuestas concretas para el abordaje de las situciones de absentismo en el centro, enseñanzas poco motivantes, o fórmulas organizativas y curriculares poco adaptadas a las características del alumnado, y contenidos no adecuados al nivel competencial curricular.
En cuanto a las causas centradas en el entorno (el 0,17%), las relacionadas con el nivel socioeconómico y cultural de las familas son algunas de las citadas.

El estudio realiazado por Eulen, la empresa que ha asumido este servicio hasta que se licite el nuevo, aclara que no se ha incluido al alumnado que, residiendo en el municipio de Santa Cruz, acude a clase a otros municipios como pueden ser La Laguna, Candelaria, Tacoronte entre otros, porque no es parte de la muestra de los centros escolares del municipio. El número de estos casos asciende a 2.370.

Alumnado

Según los datos aportados por el informe, los casos atendidos por el Servicio Municipal de Absentismo, a lo largo del curso escolar, suman 1.801 casos, y se corresponden con las etapas de Infantil, Primaria, Secundaria y Formación Profesional Básica. El mayor porcentaje de alumnado absentista se localida en FP, casi el 60% del total se localiza en este nivel educativo, seguido por el de Secundaria (17%), Infantil (8,43%) y Primaria (8,25%).
En lo que se refiere a las diferencias por sexos, la mayoría de los alumnos absentistas son hombres, el 53%, frente al 46% de mujeres.

La mayor incidencia de absentismo se da en el Suroeste

En el análisis que se hace por distritos, aunque la media del municipio es del 12% de alumnado que falta a clase de forma injustificada, lo cierto es que cuatro de los cinco distritos superan ese porcentaje. De esta forma se observa que en el curso pasado el Distrito Suroeste destaca por encima del resto en cuanto al número de casos, con un porcentaje del 15,80%. Esto supone que sobre 4.773 alumnos matriculados, en el último curso, se comunicaron 754 casos de absentismo en los colegios del Suroeste. Hay que tener en cuenta, que este distrito es el que mayor población en edad escolar presenta, por lo que sus datos se ven influenciados por esta característica.

En el Distrito Salud-La Salle las faltas injustificadas del alumnado suponen el 15,49%, o lo que es lo mismo, de 5.499 matrículas, 852 alumnos han faltado de forma regular a las clases. En Anaga, el porcentaje de absentismo también supera el 15%, concretamente es del 15,47%, mientras que en Ofra-Costa Sur el porcentaje baja hasta el 13,48%.

Frente a estas cifras llama la atención la extremadamente baja que presenta el distrito Centro-Ifara, con el 2,45%, lo que supone que de los 4.982 alumnos matriculados, 122 son los alumnos considerados como absentistas. Atendiendo al número de casos que se mantuvieron abiertos durante el curso escolar (737), de nuevo el Suroeste es el que presenta una mayor incidencia del absentismo escolar, al acumular el 5,45% de los casos que permanecen abiertos.