internacional

El equipo de rescate consigue llegar hasta Rayan, el niño que cayó a un pozo

El rescate del niño de cinco años entra en su última fase

El rescate de Rayan, el niño de 5 años que el martes cayó accidentalmente en el pozo de agua familiar en la localidad de Ighran, a 70 kilómetros de Chefchauen, está en la etapa final de la perforación.

Los equipos de rescate marroquíes han conseguido llegar al fondo del pozo donde se encuentra el pequeño Rayan sobre cuyo estado de salud no tienen novedades, según publica Efe.

En una declaración a los medios de comunicación desde el lugar, el responsable del comité de seguimiento y vigilancia del rescate, Abdelhadi Tamrani, ha dicho que los rescatistas trabajan con “la gran esperanza” de rescatarlo vivo. Al niño se le insufla oxígeno de forma continua, afirmó el responsable marroquí.

Es la fase decisiva para salvar al pequeño, a través de una zanja horizontal de cinco metros entre el agujero perforado paralelo al pozo donde se encuentra, el viernes con vida, a pesar de llevar más de 80 horas atrapado en el fondo seco.

A mano

Al lugar donde se encuentra el pozo se han desplazado decenas de periodistas, pero también cientos de vecinos y curiosos que quieren seguir los últimos momentos del rescate. Sin embargo, allí ahora reina el silencio. Ya no suenan las máquinas mecánicas.

Ahora toca el trabajo manual para andar esos últimos y difíciles metros a 32 metros de profundidad en paralelo a donde se encuentra Rayan.

Antes de llegar a este punto, la perforación vertical del agujero paralelo al pozo se retrasó con el fin de estabilizar la superficie del terreno y evitar un posible derrumbe durante la perforación manual.

Para conseguir esta seguridad en el terreno, se cuenta con el apoyo de ingenieros topógrafos, ingenieros civiles y encargados de protección civil, según explicó un miembro del comité de seguimiento y coordinación de la operación de rescate al digital Le360.

Bomberos españoles

Cada minuto cuenta para salvar a Rayan. Por eso, los bomberos que rescataron a Julen, el menor muerto en un pozo en Málaga, se han ofrecido para ayudar en este caso.

El Consorcio Provincial de Málaga ha tendido su mano para ayudar en las tareas de rescate debido a la experiencia acumulada en el caso Julen. En 2019, estos efectivos participaron en el rescate del menor de 2 años, que cayó a un pozo en Totalán (Málaga), con el fatal resultado de su fallecimiento. 

El gobierno alauita ha denegado la ayuda debido a la crisis diplomática existente entre los dos países. 

Ambos casos guardan similitudes, ya que los pozos donde han caído son estrechos y se encuentran en zonas montañosas. Esto dificulta las labores de rescate, ya que no puede accederse por esa tubería.

TE RECOMENDAMOS