guerra en ucrania

Mueren la madre y el bebé rescatados del bombardeo ruso en Mariúpol

Las imágenes del bombardeo ruso de la ciudad han estremecido a todos
bombardeo-ruso
Miles de familias huyen del bombardeo ruso de Mariúpol EUROPA PRESS

El mundo se estremeció el pasado miércoles 9 de marzo con el bombardeo ruso de la maternidad de Mariúpol. La ciudad quedó arrasada y conocimos la historia de una madre y su bebé, que fueron rescatados de las ruinas. Una historia que comenzó siendo de esperanza, pero que se ha tornado triste.

El bombardeo ruso se llevó a cabo varias instalaciones médicas de la ciudad de Mariúpol, que se encuentra en el sureste de Ucrania y cuya conquista es clave para las aspiraciones de Rusia de unir la península de Crimea con los territorios rebeldes del Donbás.

Pavlo Kirilenko, de la administración militar regional de Donetsk, indicó que un hospital de maternidad, un centro médico, así como otras instalaciones sanitarias, habían sido atacadas por las tropas rusas en la zona. En uno de ellos se encontraba la madre con su bebé que, según anuncia hoy Associated Press (AP), han fallecido víctima de las heridas de metralla en el bombardeo ruso.

El presidente de Ucrania, Volodimir Zelenski, condenó el bombardeo ruso, calificando la situación de “atrocidad”. “Hay gente, niños, bajo los escombros. ¿Cuánto tiempo más seguirá el mundo siendo cómplice e ignorando el terror? ¡Declarad ahora mismo la zona de exclusión aérea! ¡Detened la matanza! Tenéis el poder pero parece que estáis perdiendo humanidad”, manifestó en su cuenta de Twitter.

Más de 2.500 muertos por el bombardeo ruso de Mariúpol

Las autoridades ucranianas estiman que más de 2.500 personas han fallecido en la ciudad de Mariúpol desde el inicio de la invasión rusa, fruto de un asedio que ha dejado la zona sin apenas suministros básicos y que han denunciado las organizaciones internacionales en defensa de los Derechos Humanos. La campaña de bombardeo ruso es constante, lo que dificulta, por ejemplo, el abastecimiento de la ciudad.

Un asesor de la Presidencia ucraniana, Oleksiy Arestovych, ha asegurado que la ciudad “resiste” a los ataques rusos, que han alcanzado también infraestructuras civiles, pero “el número de víctimas entre los ciudadanos crece”, según la agencia de noticias UNIAN.

La viceprimera ministra de Ucrania, Irina Vereshchuk, ha destacado este lunes que las autoridades “intentarán una vez más desbloquear finalmente el movimiento de un convoy humanitario con comida y medicinas entre Berdiansk y Mariúpol”, según ha recogido el portal de noticias Ukrinform.

El presidente del Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR), Peter Maurer, ha recordado a todas las partes que deben anteponer la situación humanitaria por encima de cualquier consideración de carácter bélico. “Los habitantes de Mariúpol viven en una pesadilla que dura semanas” ha lamentado en un comunicado.

Maurer ha reclamado que se garanticen los suministros básicos, también la comida y el agua, después de que tanto el CICR como Médicos Sin Fronteras (MSF) hayan alertado de condiciones precarias, con personas obligadas incluso a recoger nieve para poder beber. El CICR se ha ofrecido como intermediario para evitar una tragedia aún mayor.

La toma de Mariúpol, a orillas del mar de Azov, es estratégica para los intereses militares de las fuerzas rusas, ya que podrían conectar por tierra la península de Crimea y las regiones del este de Ucrania que controlan desde el año 2014 los rebeldes separatistas.

Por otro lado, las autoridades de la autoproclamada República Popular de Donetsk han denunciado este lunes la muerte de 16 personas en un ataque con misiles achacado al Ejército de Ucrania contra el centro de la ciudad de Donetsk.El Ministerio de Sanidad de Donetsk ha señalado que hasta el momento se han confirmado 16 fallecidos, sin dar detalles sobre posibles heridos, tal y como ha recogido la agencia rusa de noticias Interfax. Las autoridades ucranianas no se han pronunciado por ahora sobre lo sucedido.

Previamente, el líder de la administración de la autoproclamada República Popular de Donetsk, Denis Pushilin, había elevado a 20 el número de muertos y había agregado que otras nueve personas han resultado heridas. “Hay niños entre los muertos”, ha dicho.

TE RECOMENDAMOS