política

Acuerdo Canarias-Madrid para los 1.000 millones de carreteras

El Gobierno de Torres desbloquea con el de Sánchez una deuda “histórica” desde que Rajoy canceló el convenio en la Gran Recesión y Paulino Rivero demandó al Estado ante el Supremo
carreteras-de-canarias
Las carreteras de Canarias recibirán una fuerte inversión

El Gobierno de España ha acordado incluir una adenda al convenio de inversiones del Estado en carreteras de Canarias por valor de 407 millones de euros, correspondientes a la obra no ejecutada, según ha anunciado este jueves el presidente de la comunidad, Ángel Víctor Torres (PSOE).

Se trata de un acuerdo que deberá ser rubricado por ambos gobiernos a lo largo del mes de mayo y que, según ha señalado Torres en una rueda de prensa, culmina la recuperación de los 1.000 millones de euros “fruto del incumplimiento del convenio por parte del Gobierno de España a partir de 2012”.

De este modo, el Gobierno de España “ha reconocido” la transferencia de los 407 millones de euros, que se destinarán a las anualidades de 2026 y 2027 del convenio, a los que se sumarán 238 millones de euros en intereses para las carreteras de Canarias.

“Lo que está cerrado, a falta de la concreción oficial, es que esto se ingresará en los Presupuestos Generales del Estado de 2023. Este dinero es nuestro sí o sí. La duda estaba en si se podían utilizar esos fondos como gasto corriente y esto ha quedado resuelto a través de la transferencia del 2023”, ha explicado el presidente canario.

Según ha expresado Torres, frente a la posibilidad de que las diferencias de criterio respecto a la deuda de esos 407 millones de euros, la parte más enquistada, se resolvieran por vía judicial, ha destacado que al final se ha resuelto “entre administraciones” y se ha sepultado un conflicto que se ha alargado una década, con sentencia del Tribunal Supremo favorable a Canarias incluida.

“Estos fondos para las carreteras de Canarias generarán empleo”

“Los fondos van a generar empleo, dar certidumbre a las obras y certeza a los proyectos”, ha concluido el presidente canario en relación a la cantidad que recibirán para las carreteras de Canarias.

De este modo, el vicepresidente del Gobierno regional y consejero de Hacienda, Román Rodríguez (NC), ha señalado que se ha “encauzado” un conflicto “heredado” desde que “el Gobierno de Rajoy, de forma unilateral y sin negociación” detrajo del convenio de carreteras 860 millones de euros amparándose en la situación generada por la crisis de 2008, “algo que no se hizo en ninguna otra comunidad autónoma”.

Román Rodríguez ha recordado que después de que por sentencia de Supremo, tras la decisión de Gobierno de Paulino Rivero de demandar al Estado por esa “detracción”, se reconociera que el Gobierno de España debía abonar al Ejecutivo canario 503 millones en relación a la obra conveniada y ejecutada con recursos propios, aquellos recursos de destinaron a pagar deuda.

Sin embargo, ha destacado el vicepresidente, todas las transferencias acordadas desde 2019 se han podido utilizar en gasto corriente y no para destinar a superávit.

Respecto a la estabilidad de la legislatura y sobre si está garantizada la transferencia, prevista en los presupuestos del Estado de 2023, o puede verse afectada por un posible adelanto electoral o una prórroga presupuestaria, Rodríguez ha afirmado “tener dudas” de que haya cuentas estatales para ese año por lo que ha abogado por que en este mes el acuerdo contemple la posibilidad de que se realice la transferencia, se aprueben los presupuestos o no.

“Hemos recuperado 1.000 millones de euros en esta legislatura que eran de justicia, que había que concretar y que había que gestionar”, ha opinado el vicepresidente, que ha defendido que la prolongación de las negociaciones “no han dañado los intereses de Canarias” porque el dinero se incorporará en el periodo previsto, en los años 2026 y 2027.

Respecto a si van a ser capaces de llevar a cabo todas las actuaciones previstas en el anexo de obras del convenio de las carreteras de Canarias, Rodríguez ha apuntado que “ni doblando la cantidad” da para el anexo de obras porque, cuando se aprobó, “se vendió convenio pequeñito con muchas obras que no pueden financiar ni dándole 40 años atrás a la economía”.

“Los 1.200 millones y estos 407 millones que se incorporan no dan ni para la mitad de las obras previstas en el convenio”, ha apuntado.

Por su parte, el consejero de Obras Públicas, Sebastián Franquis (PSOE), ha recordado que las negociaciones se han dado en un momento en el que “han pasado muchas cosas” y con acuerdos pactados con un gobierno en funciones.

Ahora, ha expresado Franquis, comienza el proceso de “armar y consolidar” el expediente para incorporar los 407 millones para carreteras de Canarias en las dos anualidades previstas y que, según ha calculado, significan el 34 % de los recursos iniciales del convenio.

“Canarias tiene ahora instrumentos a su alcance, con más de 28 proyectos que se están redactando y ejecutando. La mayoría de esos proyectos estarán listos a finales del año que viene y podremos planificar una inversión para los próximos años que superara los 1.600 millones”, ha detallado Franquis, que ha matizado que el convenio “no se alarga”.

“Se habló mucho de carreteras en los últimos años, pero había pocos proyectos. No teníamos proyectos para licitar obra pública. Estos dos años hemos hecho una batería de proyectos para tener capacidad de licitar obra”, ha dicho el consejero, que ha defendido la capacidad de su Consejería para licitar 800 obras.

A su juicio, era “imposible” financiar las 69 iniciativas previstas en el convenio de carreteras y ha añadido que, con este dinero, se continuará la hoja de ruta puesta en marcha de la mano de los cabildos, con las obras y proyectos ya acordadas. 

TE RECOMENDAMOS