política

Casimiro Curbelo: “No pactaría con Vox, pero a ellos los eligen los ciudadanos”

Se las conoce todas, así que conversar con Casimiro Curbelo, líder de la Agrupación Socialista Gomera, es contemplar la habilidad y la astucia de quien lleva 31 años de presidente del Cabildo de La Gomera
Casimiro Curbelo, presidente del Cabildo de La Gomera y líder de ASG
Casimiro Curbelo, presidente del Cabildo de La Gomera y líder de ASG. | Sergio Méndez

Se las conoce todas, así que conversar con Casimiro Curbelo, líder de la Agrupación Socialista Gomera, es contemplar la habilidad y la astucia de quien lleva 31 años de presidente del Cabildo de La Gomera. Defiende su forma “cercana” de hacer política. Batió a cualquier rival que se le puso por delante, incluso a su antiguo partido, el PSOE. Años después de una abrupta ruptura, firmó con ellos el Pacto de Progreso, donde también están Nueva Canarias y Sí Podemos Canarias. Pero dudó hasta última hora.  

Las crónicas siempre dijeron que usted apostó por el Pacto de Progreso porque los números no daban para el otro pacto…  

Creo que es un mensaje fácil e interesado. Claro que hablamos con los partidos de centroderecha. Había mucha tensión, era el momento de inclinar la balanza. Pero también hubo una reflexión, un análisis tras tantos años de Gobierno liderados por CC, de alguien que se siente socialista. Yo sigo haciendo la misma política que cuando estaba en el PSOE. Visto lo visto, no me arrepiento de la decisión que tomé.

Sus detractores dibujan la imagen de un Pacto que le ha dado enorme cantidad de poder y recursos que le permiten colocar a mucha gente afín en empresas públicas como Visocan o Gesplan…

No es real. Es cierto que no solo tenemos un área de Gobierno concreta, como es Turismo, Industria y Comercio, sino varias áreas en distintas consejerías. Pero yo no le doy importancia ni presumo de eso salvo como instrumento para responder a la gente en un momento difícil. Yo creo que el poder, cuando se tiene, hay que ejercerlo para que la ciudadanía lo perciba. Si no, ¿de qué vale? Sobre las empresas públicas, tengo que decirle que ahora, con la reforma laboral, deben tener su plan estratégico para que se puedan llevar a cabo las contrataciones, con unos sistemas mucho más controlados. 

¿Repetiría el pacto si dieran los números?

Indudablemente. Este Gobierno habría tenido una gestión muy brillante de no haber sido por las circunstancias tan adversas que ha tenido que afrontar. Y, con nuestras carencias, no me imagino qué habría ocurrido de no haber habido un Ejecutivo progresista para atender las necesidades durante la pandemia, especialmente en educación, sanidad y servicios sociales. Dicho esto, incorporo una cautela que es lógica: en estos tiempos, la política cambia con mucha rapidez y veremos qué ocurre de aquí a allá. Aunque hay predisposición a repetir el pacto. Ya existe un trabajo hecho. 

En algún momento habló usted de su ambición de ser presidente del Gobierno…

Yo soy consciente de que la ASG es un partido con proyección insular. Pero uno también tiene que transmitir mensajes posibilistas. A veces se dan las condiciones. En Melilla, Eduardo de Castro, que era el único diputado que tenía Ciudadanos en la Asamblea de la ciudad, fue elegido alcalde-presidente en 2019. En un pacto, la casuística determina las cosas. Y uno dice: ‘Oye, que yo quiero ser presidente’. ¿Qué problema hay? Ninguno. 

Casimiro Curbelo, presidente del Cabildo de La Gomera y líder de ASG. | Sergio Méndez
Casimiro Curbelo, presidente del Cabildo de La Gomera y líder de ASG. | Sergio Méndez

¿Va usted a formar una federación de partidos insulares?

En las próximas elecciones, yo creo que serán tres o cuatro diputados los que inclinen la balanza hacia el centroizquierda o el centroderecha. Estoy en conversaciones con David Cabrera en El Hierro. Y luego está Tenerife, donde nos presentamos en 2019. Allí hay mucha gente interesada en nuestro proyecto, incluso cargos públicos. Dentro de poco voy a verme con el alcalde de Arona, José Julián Mena. Bien es cierto que la reunión será sobre los problemas del Puerto de Los Cristianos, pero tenemos buena relación. En el resto de las islas, no creo que sea el momento más adecuado para hacer una expansión. Un proceso así tiene detrás un compromiso de mucha gente y supone gastos. No me voy a embarcar en una operación para conseguir un consejero de Cabildo o un concejal en una isla. Lo importante es un diputado. 

Da la sensación de que un pacto de centroderecha a nivel autonómico pasaría por Vox, ¿no?

Bueno, hay que tener en cuenta que el PP incorporó ahora a Feijóo en el ámbito nacional y las encuestas le están dando mayor proyección que con Casado.

¿Usted entraría en un pacto donde estuviera Vox? 

Yo estoy convencido de que Vox entrará con, al menos, dos diputados en el Parlamento canario. Y es verdad que ellos tienen algunos planteamientos que van en contra de la democracia. Pero, hace unos días, le escuché a Jerónimo Saavedra hacer una reflexión donde decía: ‘Vamos a ver, a Vox lo han elegido democráticamente los ciudadanos’. Otra cosa distinta son las políticas que lleven a cabo. ¿Yo pactaría con Vox? No, claro que no. ¿Por qué? Porque sus políticas se alejan de la concepción que yo tengo en muchos aspectos. ¿Pero es un partido democrático? Indudablemente.  

Según han publicado Mírame TV y Canarias Ahora, la viceconsejera de Turismo, Teresa Berástegui, encargó un informe a la empresa del concejal tránsfuga Alfredo Gómez, excompañero en Cs, que contiene algunos plagios. ¿Debería asumir alguna responsabilidad política la viceconsejera? 

Mire, contratos menores se adjudican miles en Canarias semanalmente. La viceconsejera de Turismo, legítimamente y conforme a derecho, encargó un informe después de haber escuchado a la FECAM, que necesitaba un estudio acerca de la vivienda de alquiler vacacional. ¿Quién cometió la irregularidad? El que hizo el trabajo, cometió el plagio y lo entregó. La viceconsejera no es responsable. Conocida la información, se ha puesto en marcha un mecanismo interno para darle al responsable del informe la comunicación  correspondiente. Yo creo que hay exigirle que entregue el estudio bien hecho en un plazo determinado. Y si no, pedirle que devuelva el dinero que recibió con intereses. También hay que decir que este señor recibió de Visocan el encargo de hacer un estudio sobre transparencia. Y la empresa pasó luego de 2 a 10 en puntuación. Eso no se cuenta porque no interesa.

Lleva usted 31 años de presidente del Cabildo. ¿Se vuelve a presentar?

Sí, hace unos días dije que iba a concurrir nuevamente.

¿No conviene sacudir las inercias que se generan después de tanto tiempo en el poder?

Las sacudieron los ciudadanos hace tres años. Y cambiaron al alcalde de San Sebastián, al alcalde de Agulo, al de Vallehermoso, cambiaron a consejeros. La savia joven o las políticas jóvenes no tienen que ver con los años de uno. Ocurre también con José Miguel Rodríguez Fraga en Adeje, que lleva tantos años como yo.  

Ha conseguido usted unir a toda la oposición, que lo acusa de convertir a la isla en su cortijo. ¿Por qué se llevan tan mal?

No, yo no me llevo tan mal. Pero la oposición tiene que saber el papel que juega y dónde está. Lo que no puede ser es que alguien que concurre con unas siglas a las elecciones, como ocurre con los dos consejeros que estaban en Sí Se Puede, abandonen esas siglas  después de haber sido elegidos cargos públicos y pretendan tener los mismos derechos que los demás cuando son consejeros no adscritos. Es que la ley estatal lo impide. Y el gran problema del PSOE en La Gomera es que algunos solo tienen una obsesión: Casimiro Curbelo. Pero la ciudadanía se manifiesta en las urnas.    

Sus detractores lo retratan como una especie de patriarca que subvenciona a todo el mundo y desincentiva una sociedad emprendedora y dinámica…

Esa es una teoría que no tiene ninguna explicación. Ningún receptor de la ayuda pública está prisionero de nada ni de nadie. ¿Dejamos de hacer esas políticas de ayuda a los estudios, a los mayores, a las pymes y autónomos, a las pólizas para los decesos? Yo creo que debemos hacerlas, las demandan los colectivos. Que eso es ser un patriarca… Mire,  en una isla pequeña de 22.000 habitantes quizá se puede llegar mejor a la gente. Por eso digo que la política tiene que ser humana y cercana. Y que los ciudadanos son el referente. Hay personas con distintas ideologías que dicen: ‘Yo, en la política local, voy por aquí. Porque es quien gestiona y quien resuelve’. También es posible que haya quien piense que el Cabildo lo puede todo. Eso es un error. Lo que ocurre es que también hay gente muy cómoda. Nosotros podemos dar herramientas, pero al final, depende de cada uno, de su vocación.

¿Hacia dónde proyecta usted el futuro de La Gomera?

En Canarias hace falta un debate sobre el crecimiento que queremos. Los lugares con limitaciones en la dimensión territorial también deben tener límites al desarrollo turístico y demográfico general. En La Gomera tenemos un parque nacional, un paisaje y una serie de espacios protegidos. Y queremos que el crecimiento de la economía y de la población sea compatible con los valores de la isla. En este momento, estamos haciendo un proyecto de revitalización del norte de La Gomera, que es la zona más despoblada. Y pasa por la recuperación del patrimonio histórico y cultural, desde los bancales de tierra y la uva forastera a la casa-museo del poeta Pedro Cabrera, en Vallehermoso, o la del pintor José Aguiar, en Agulo, uniendo todo esto a un turismo muy vinculado a la naturaleza y a los valores patrimoniales. Pero también estamos trabajando con el Gobierno central y el canario en un proyecto integral de sostenibilidad para toda la isla vinculado a los ciclos del agua, las energías renovables, la digitalización y el transporte sostenible. Queremos ser un referente de sostenibilidad.  

¿ASG tiene futuro más allá de Casimiro Curbelo?

Por supuesto. Casimiro Curbelo es un activo importante, pero hay muchos activos jóvenes que están emergiendo. La ASG tiene un futuro increíble. No solo en La Gomera.   

¿Y los cantos de sirena para volver PSOE no le tientan? Eso de regresar a casa…

No están contribuyendo a eso en el PSOE de La Gomera. Tienen que poner a gente con la que sea posible encontrarse, que vea el presente y sepa orientar el futuro. Pero la posibilidad de volver no hay que descartarla. ¿Por qué no?

Es un poco contradictorio decir que la ASG tiene futuro y no descartar la vuelta al PSOE… 

Claro, pero imagine que dijera que no a todo aquello que me proyecte, como lo de ser presidente de Canarias. Pues me iría quedando en un rincón. Tengo que dejar las puertas abiertas. En política, las cosas cambian mucho. 

EL AGUIJÓN

Los caminos varios de Casimiro Curbelo

En el libro ‘El Caso Moro’, el escritor Leonardo Sciascia analizaba las cartas que el exprimer ministro italiano Aldo Moro envió durante su secuestro a manos de las Brigadas Rojas. ¿Y si las críticas que hacía de los tejemanejes de sus compañeros de la Democracia Cristiana no estaban forzadas sino mostraban su opinión?, se preguntaba Sciascia. Tampoco son fáciles de analizar los planes de Curbelo de cara al futuro. Señala cierta preferencia por el Pacto de Progreso. Y luego insinúa otros caminos. 

TE RECOMENDAMOS