caso reparos

Clavijo asegura que renunciará a su aforamiento en el Supremo si es imputado

El secretario general de CC persigue así retrasar el proceso judicial para poder presentarse a las elecciones de mayo, aunque sea con la condición de investigado, evitando un juicio en Madrid
Clavijo
Foto: Sergio Méndez

Llega el tiempo de las estrategias procesales. El secretario general de Coalición Canaria (CC), Fernando Clavijo, aseguró ayer, tras conocerse que la Fiscalía del Tribunal Supremo pidió su imputación por el caso Reparos, que pretende renunciar a los beneficios que le concede su actual condición como aforado (una institución tan arcaica que hasta en Canarias ya se ha eliminado, pero no aún en el conjunto de España) si resulta finalmente investigado en tan alto tribunal.

Clavijo aseguró, igualmente, que así procederá para poder explicar “cuanto antes” la tramitación de unos expedientes, que, en su opinión, se ajustaron “totalmente” a derecho, si bien resulta evidente que tal decisión tendrá consecuencias completamente opuestas. Por una parte, que retorne la pieza separada que incumbe solo a Clavijo al juzgado de La Laguna que instruye el caso Reparos retrasará inevitablemente la tramitación de este proceso. Por otra, ello confirma que el todavía líder de CC se presentaría a las próximas elecciones autonómicas mientras es investigado por la Justicia. O sea, como imputado.

Cuando era alcalde

Clavijo, en declaraciones a los periodistas en La Palma, anunció ayer dicho interés en renunciar al aforamiento (el mismo que logró al autoimponerse como candidato de su partido para ser senador de la Comunidad Autónoma y así beneficiarse desde la perspectiva procesal en relación con el caso Grúas, finalmente archivado) tras ser preguntado por el escrito de la Fiscalía del Supremo, como publicó ayer DIARIO DE AVISOS, que solicita su imputación por un presunto delito de prevaricación continuada cometido entre los años 2011 y 2014 cuando era alcalde de La Laguna y firmó el levantamiento de numerosos reparos en contra de las reiteradas advertencias sobre su posible ilegalidad que de forma “contundente” realizó el Interventor municipal lagunero.

El dirigente de CC sostuvo ayer que en los levantamientos de los reparos (unos 40, según apuntó) contó con el informe positivo de los servicios jurídicos del Consistorio y del servicio gestor, por lo que se mostró convencido de que actuó de forma correcta para dar continuidad a una serie de servicios públicos afectados.

Acusan las fiscalías

Sin embargo, tanto la Fiscalía Anticorrupción de la provincia tinerfeña como la jueza lagunera y ahora la representación de dicho Ministerio Público en el Tribunal Supremo sostienen que durante los años 2011 a 2014 se fueron “prorrogando y dando continuidad a contratos de servicios públicos, algunos de ellos millonarios, contraviniendo de forma grave la Ley de Contratos del Sector Público y las bases y pliegos de los respectivos concursos, pese a los contundentes reparos formulados por la Intervención General” del Ayuntamiento de La Laguna.

Es decir, se ampliaba la vigencia de importantes contratos cuando llegaban sus vencimientos y sus prórrogas legales, esquivando convocar concursos y siempre en contra del criterio del interventor municipal.

El importe de una veintena de ellos supera los 60 millones de euros. Esta práctica fue, además, continuada por su sucesor y último alcalde de CC en la ciudad, José Alberto Díaz, igualmente imputado por este caso en la parte que continúa siendo tramitada en el Juzgado de Instrucción Número 4 de la Ciudad de Los Adelantados.

Resta recordar que se trata de la tercera ocasión en que Fernando Clavijo afronta unas elecciones bajo la sospecha judicial, por cuando ya estuvo imputado antes por el Caso Corredor (del que fue exonerado al desaparecer la prueba de que las escuchas que lo implicaban habían sido debidamente autorizadas) y el caso Grúas, finalmente archivado en el Supremo.

TE PUEDE INTERESAR