Un cayuco arribó durante la pasada madrugada por sus propios a la Playa de El Cabezo, en el municipio de Granadilla de Abona (Tenerife), con unos 47 migrantes vivos y cuatro fallecidos en su interior.

Según informa el Centro Coordinador de Emergencias y Seguridad (Cecoes) 112, tras recibirse el aviso de la llegada se trasladaron al lugar Cruz Roja, Servicio de Urgencias Canario (SUC) y personal de Atención Primaria, que asistieron a los ocupantes de la embarcación irregular.

Así, el personal sanitario confirmó que cuatro de los migrantes que viajaban en el cayuco ya estaban fallecidos y trasladaron a otros tres hasta un centro de salud por quemaduras y erosiones.