Cultura

Las moléculas literarias de Belén Lorenzo

Belén Lorenzo Francisco convierte la literatura en microbiología y su escritura funciona como un microscopio con el que trata de columbrar la naturaleza de las cosas. Una literatura molecular, que busca, con la mínima expresión, trascender a lo universal de la eterna contradicción del ser humano. Las palabras, como las mónadas, constituyen ese núcleo primario y original, que unidas en forma de aforismos, tratan de desvelar aquello que somos o, siendo un poco más precisos, lo que pudimos ser.

La escritora Belén Lorenzo. | EMILIO BARRIONUEVO

A pesar de todo es el cuarto libro que publica la autora palmera, pero es también “el más personal” de su obra, como reconoce Lorenzo. Su portada, dominada por una excelente fotografía de Emilio Barrionuevo de la escritora, ya es un claro indicativo de que en los 200 aforismos que trufan las páginas del libro hay mucho de sí misma.

Las píldoras literarias que componen A pesar de todo contienen un sentido ético, que puede recordar a las máximas de Séneca, pero sin la voluntad de adoctrinar, ni siquiera de enseñar, si acaso de mostrar lo que es la vida. “Equivocarse no es un error, es un destino” o “el dolor dura un momento, y su recuerdo una eternidad”, dice la autora en dos de sus sentencias.

Junto con la pulsión por la brevedad, convive también en sus aforismos una clara búsqueda poética: “No hay viento que se lleve las palabras que se callan”, escribe. También hay una mirada comprometida con la realidad, que le lleva a sentenciar, por ejemplo, que “el estado del bienestar pierde ciudadanos cada día”.

“Todo está escrito, pero la diferencia está en cómo lo cuentas”, nos comenta la autora, que hace de esta obra un juego con el lenguaje, en el que no faltan el sentido del humor y toques de ironía. Lorenzo reconoce que llegó al género “sin darme cuenta”, desde la escritura de microrrelatos. Sus blogs Relatos para leer de pie, Todas las palabras cuentan y Máximas bajo mínimos son fiel reflejo de esta tarea.

La obra, prologada por el escritor Ramón Araújo, autor también de aforismos, se presentará este viernes, a las ocho de la tarde, en el Teatrino de la Casa del Quinto de San Andrés y Sauces, en la que intervendrá además Emilio Barrionuevo, fotógrafo y diseñador de la portada.

Licenciada en Historia del Arte y Musicología, Belén Lorenzo (Santa Cruz de La Palma, 1980), ha publicado los libros Breve historia de un cuento que soñaba con ser un título (Cartonera Island, 2014), Leo en las calles (Fundación Mapfre Guanarteme, 2016) y Leyendas de La Palma (Cartas Diferentes Ediciones, 2016).

Con esta última obra, publicada por la editorial canaria Escritura entre las nubes, Belén Lorenzo dará que pensar al lector con cada una de las máximas que la componen. Pero, cuidado, la lectura de este libro puede tener consecuencias. Así lo advierte la propia autora en su texto: “un buen aforismo puede provocar cambios”.

 

TE PUEDE INTERESAR