La Orotava

El arte efímero inunda las calles del casco histórico

Grandes y pequeños elaboran los tapices y corridos de flores que conforman el trayecto por el que discurre la procesión del Santísimo antes de llegar a la plaza del Ayuntamiento

Foto: Sergio Méndez
Foto: Sergio Méndez

Las tradiciones son las señas de identidad de un pueblo, aquello que lo hace único y lo distingue de los demás. Y si de algo puede presumir La Orotava es de las alfombras de flores que se elaboran el jueves del Corpus Christi que diferencian al municipio de cualquier otro de Tenerife y Canarias.

Una tradición que se transmite desde hace más de un siglo y medio de generación en generación, como se comprobó ayer, cuando grandes y chicos confeccionaron juntos, desde primera hora de la mañana, los tapices y corridos de flores y brezo que engalanaron las calles del casco histórico. En concreto, 20 tapices y 15 corridos, a los que se sumó el magno tapiz de la plaza del Ayuntamiento elaborado con arenas extraídas del Parque Nacional del Teide.

Decenas de familias, como la de Juan Pérez, que realiza hace 56 años su tapiz, este año dedicado a San Juan Bautista, ha transmitido este arte a sus hijos y nietos. Lo mismo ha hecho Riquelme Castro, que lleva 53 cumpliendo fielmente con una jornada festiva que comparte con su grupo, o Diego Álvarez, que lo hace con amigos e hijos, por citar algunos ejemplos.

En la elaboración de los tapices y corridos no hay reglas. Todos colaboran y adaptan el diseño de acuerdo a las flores que hay cada año. En esta ocasión, coincidieron en que ha escaseado la flor de mundo, de color azulado, y algo de verde, pero ha habido una gran cantidad de amarillo y naranja debido a las intensas lluvias.

Cada alfombra tiene su boceto, que se comienza a diseñar varios meses antes, “no es algo improvisado”, aclaró Juan, y sus moldes y útiles de diseño para dar forma a los trazos y dibujos que conforman una manifestación artística única reconocida a nivel mundial.

Mientras los primeros requieren de pétalos muy pequeños por el tipo de dibujos, como la flor de millo, el brezo molido, o las siempreviva silvestre, en los segundos se emplean flores más grandes que no distorsionan el diseño. Más allá de esta pequeña diferencia, la pasión que ponen unos y otros es su confección es la misma.

sm alfombra 05.jpg sm alfombra 14.jpg sm alfombra 15.jpg sm alfombra 10.jpg sm alfombra 18.jpg sm alfombra 03.jpg sm alfombra 09.jpg sm alfombra 13.jpg sm alfombra 06.jpg
<
>
Grandes y pequeños trabajaron juntos en la confección de tapices y corridos que conformaron el trayecto por el que discurrió la procesión del Santísimo. Sergio Méndez

Así lo comprobaron ayer las miles de personas que visitaron la Villa el día grande de sus fiestas, unas 60.000 según la concejal de Fiestas, Delia Escobar, que no quisieron perderse la máxima expresión del arte efímero en las calles adoquinadas, declarada Bien de Interés Cultural en 2007.

Una jornada de sol intenso en varios momentos que no impidió que la gente se agolpara en los distintos tramos del recorrido e hiciera largas colas en el balcón del Ayuntamiento para contemplar desde lo alto los 900 metros cuadrados del magno tapiz, que desapareció, igual que las alfombras de flores, tras el paso de la procesión del Santísimo.

Alfombra de la plaza del Ayuntamiento. | Foto: Sergio Méndez
Alfombra de la plaza del Ayuntamiento. | Foto: Sergio Méndez

Después de abandonar la parroquia de La Concepción, la comitiva presidida por el Obispo de la Diócesis Nivariense, Bernardo Álvarez; el presidente del Gobierno de Canarias, Fernando Clavijo; su homólogo en el Cabildo de Tenerife, Carlos Alonso; el alcalde, Francisco Linares; y representantes de diferentes instituciones, realizó su habitual recorrido y se paró a reposar en la plaza del Consistorio donde le dedicaron unas palabras y cantos al Corpus Christi, que ayer celebró su Infraoctava con la misma pasión de siempre.

“La participación es el detalle más destacado de estas fiestas”

La concejal de Fiestas y Turismo de La Orotava, Delia Escobar, no ocultó ayer su alegría ante las miles de personas que llegaron al municipio para compartir el día grande de las fiestas patronales. Unas 60.000, calculó, que pueden alcanzar las 150.000 el fin de semana, durante la celebración del Baile de Magos, que tendrá lugar esta noche, y la Romería, el domingo. “Lo más destacado de la fiesta es la gran participación que ha habido en cada uno de los actos”, sostuvo. En su opinión, ello se debe a una serie de factores. Uno de ellos, es la “calidad” que tienen las fiestas, que la convierten en una experiencia única que muchos quieren volver a repetir y que comparten en las redes sociales, “la mejor promoción que puede tener el municipio”. Pero también al trabajo del área de Turismo, donde se repartieron 7.000 folletos en cuatro idiomas para promocionar las fiestas.