economÍa

El tráfico de cruceros, un recurso esencial para la economía insular

El puerto capitalino acumuló 160 escalas de grandes buques, dato que logra rebasar las expectativas y hace recordar que hace 15 años llegaban a la Isla apenas 30 barcos


El segmento turístico de cruceros se ha afianzado en La Palma como recurso fundamental para servicios y comercios. Se cierra el año con 160 escalas de grandes buques frente a las 153 de la temporada de 2017. La vigencia de las buenas cifras deja atrás el recuerdo de datos más mediocres, como el de 2015, con 125 escalas, y casi en el olvido aquellos de 15 años atrás, cuando comerciantes, representantes políticos y Autoridad Portuaria, se daban por satisfechos con la incipiente entrada de 30 cruceros en un mercado en el que aspiraban a crecer con cierta dosis de escepticismo.

La actividad del puerto capitalino no para de crecer y desde la Autoridad Portuaria de la provincia tinerfeña, las previsiones de llegadas durante el recién iniciado año, ya se esperan 74 escalas de grandes barcos turísticos solo hasta el mes de junio.

Las cifras ponen de relieve la consolidación del mercado de grandes buques con el puerto de La Palma, evidenciando lo que muchos en la comarca Oeste de la Isla, ven como un fracaso en el puerto de Tazacorte, donde Puertos Canarios sigue negociando la recepción de cruceros de menor calado pero de mayor poder adquisitivo. El objetivo a cumplir este año no resulta demasiado ambicioso, aunque sí realista, con todos los esfuerzos dirigidos a lograr al menos una escala a partir del mes de octubre tras demostrar la operatividad del puerto en el atraque en octubre del MS Island Sky, un pequeño buque de lujo con 100 pasajeros y 60 tripulantes. Frente a los aumentos en la recepción de buques que registra el puerto capitalino, el de Tazacorte sigue siendo promocionado por Puertos de Canarias para intentar colarlo entre las preferencias de los buques de pequeña y mediana eslora que hacen la ruta del Atlántico. Así las cosas, Puertos Canarios no puede concretar, al menos hasta mediados del verano de este año, si el puerto bagañete formará parte de la ruta de las navieras con las que negocian, y aunque sus esfuerzos están dirigidos a ese fin, es una decisión que no está en su mano. Así las cosas, la desilusión se instala de nuevo en torno a una gigantesca y costosa instalación, que está siendo objeto de promoción en varias ferias especializadas del sector, según confirmaron fuentes autorizadas de Puertos Canarios.

Por lo que al tráfico de mercancías se refiere, el puerto capitalino ha experimentado un aumento que, a falta de los datos de cierre del último mes del pasado año, se sitúa en un crecimiento del 2,4% con respecto mismo período del año anterior. Durante los once primeros meses de 2018, el puerto registró un tráfico de 792.586 toneladas, 18.800 más que en 2017.

En el grupo de mercancías que integran dicho ítem destacan la mercancía general y graneles sólidos, con mejoras del 3,4 y 11,4 por ciento respectivamente, y acumulados asociados de 656.408 y diecinueve mil toneladas. Por el puerto de Santa Cruz de La Palma, indica la Autoridad Portuaria en un comunicado, pasaron hasta noviembre 118.161 toneladas de mercancía en contenedores, 20.566 toneladas más que en mismo período del año anterior lo que se traduce en un positivo del 21%.

TE PUEDE INTERESAR