familia e infancia

Descubrir el potencial detrás del talento de tus hijos

Nuestro trabajo como educadores no es saturar al alumno de conocimientos como si fuera una caja vacía, sino animarlo a que quiera aprender

Por Alicia López 

Una de las emociones más potentes que vivimos padres y educadores surge cuando descubrimos con sorpresa la gran capacidad que tienen todos los niños. Desde los primeros meses de vida, su capacidad de aprender y superarse cada día va creciendo de forma exponencial y con tanta naturalidad que es difícil no emocionarse con cada uno de sus logros. Si estamos atentos, pronto podemos observar los signos de un talento innato: para el tenis, para las matemáticas, para la comunicación, para la música… Es el momento de la pregunta: ¿Hasta dónde podrá llegar? ¿Cómo podemos ayudarle para impulsar al máximo su crecimiento?

Si el talento no evoluciona, se queda en un descubrimiento; por eso, es muy importante potenciar el talento de los niños desde pequeños y ayudarlos a desarrollar las habilidades que les abran las puertas de sus sueños. Si a tu hijo le gusta leer, puede convertirse en un gran escritor; si le gustan las matemáticas, puede que haya nacido un ingeniero. Lo importante es que tu hijo comience a desarrollar las habilidades que mejorarán su talento de la mano de sus profesores y con el apoyo de su familia.

Una orientación individualizada y adecuada al nivel de cada niño puede ser fundamental para desarrollar ese potencial y marcar la diferencia. En este sentido, hay métodos educativos como Kumon en el que la base del trabajo consiste en ofrecer una experiencia única al alumno, respetando su ritmo de aprendizaje y enseñando los valores y habilidades que le ayudarán a sacar la mejor versión de si mismos tanto en el colegio como en su vida.

La motivación se convierte también en una parte importante de ese proceso de desarrollo. Para ello, hay que situar al niño en su nivel de aprendizaje y acompañarle y guiarle poco a poco en ese crecimiento. Un niño que está aprendiendo en el nivel adecuado, se encontrará más motivado; podrá asentar las habilidades y conocimientos que ha adquirido y, finalmente, cultivar la autoestima y la confianza en si mismo.

Nuestro trabajo como educadores no es saturar al alumno de conocimientos como si fuera una caja vacía, sino animarlo a que quiera aprender, a que disfrute aprendiendo y a que sea capaz de estudiar cualquier cosa que desee o necesite en el futuro.

Todas las personas tenemos talento y si al talento le añadimos constancia, motivación y fuerza de voluntad, nos convertiremos en la mejor versión de nosotros mismos.

En Kumon trabajamos cada día para descubrir el verdadero potencial de cada niño con más de 20.000 alumnos en España. Nuestra metodología ofrece una experiencia única para desarrollar todas las capacidades y habilidades esenciales para su crecimiento, respetando el ritmo de cada alumno y enseñándole valores que le ayudarán a sacar la mejor versión de si mismos, tanto en el colegio, como en su vida.

* Directora del centro Kumon Santa Cruz de Tenerife – Heliodoro Rodríguez
Facebook: Kumon Tenerife

TE RECOMENDAMOS