fútbol femenino

La metamorfosis de Natalia Ramos

La futbolista de la UD Granadilla Tenerife Egatesa dio un paso adelante, y de ser una habitual inquilina del banquillo ahora es una fija en las alineaciones de Pier Cherubino
Natalia Ramos, jugadora de la UDG Tenerife Egatesa, en acción ante el Madrid CFF. /LaLiga
Natalia Ramos, jugadora de la UDG Tenerife Egatesa, en acción ante el Madrid CFF. /LaLiga
Natalia Ramos, jugadora de la UDG Tenerife Egatesa, en acción ante el Madrid CFF. /LaLiga

Natalia Ramos no era una habitual en las alineaciones de la UDG Tenerife Egatesa, ya que normalmente salía desde el banquillo y disfrutaba de minutos en las segundas partes por exigencias del guion. Por ejemplo, en el choque que disputó su equipo ante el Sevilla en la primera vuelta en el estadio Heliodoro Rodríguez López, Natalia salió en el tiempo de prolongación para perder tiempo tras el 2-1 anotado por Paloma Lázaro. Pasaron más jornadas de la Liga Iberdrola y las apariciones de la defensa tinerfeña eran esporádicas. Incluso, bajó a jugar con el filial para echar una mano en los partidos claves contra la UD Tacuense en Segunda División. “No me ha importando jugar con el filial. El presidente me lo había pedido cuando firmé con ellos. Estoy súper agradecida y la mejor manera de agradecerlo fue echando una mano al filial cuando me lo pidieron”, aseguró la tinerfeña.

Pero desde hace unas jornadas, Natalia Ramos se ha hecho con un puesto fijo en el once de Pier Cherubino, lo juega todo, e incluso logra goles decisivos como el del pasado domingo en Matapiñonera ante el Madrid CFF. De momento ha participado en 20 partidos de los 27 que ha jugado su equipo en la Liga Iberdrola y ha logrado tres goles, todos fuera de La Palmera: Valencia, Sevilla y Madrid CFF.

La futbolista de la UDG Tenerife Egatesa se muestra muy satisfecha de como le van las cosas en este último tramo de la temporada. “Regresé al club para aportar mi mejor fútbol al equipo. Desde que llegó Pier Cherubino me han dado la confianza que necesitaba para volver a recobrar la ilusión, y he tratado de aprovechar cada oportunidad que me han dado para demostrar que puedo ser útil al equipo. Como bien dice el entrenador, hay que tener los pies en el suelo, seguir paso a paso, y trabajar con humildad para hacerme un hueco en el once inicial”.

La defensa tinerfeña lleva tres goles y el último que anotó ante el Madrid CFF valió tres puntos que permite a su equipo seguir en la lucha por igualar el cuarto puesto de la temporada pasada. “Me vi con confianza para lanzar el libre directo, y con fe de que podía marcar. Fueron tres puntos importantes que era el objetivo de todo el grupo, en un partido fue muy exigente, ante un rival que se está jugando el descenso, y con el handicap de que había mucho calor en Madrid”.

Solo restan tres jornadas para que acabe la Liga Iberdrola y la lucha será cruenta para alcanzar una cuarta plaza que se disputan el Athletic, Granadilla, Real Sociedad y Betis. “Afrontamos estos tres últimos partidos con la ilusión de sacarlos adelante. Cada partido es un mundo y todos nos estamos jugando cosas importantes. Unos por el título, otros por quedar lo más arriba posible, y otros para salvarse. Esperemos lograr los máximos puntos posibles para lograr el objetivo que todos queremos”, deseó.

Mucho en juego

El próximo domingo la UDG Tenerife Egatesa afronta la antepenúltima final con la visita del Fundación Albacete. Un equipo que viene con la soga al cuello y que el curso pasado ganó en La Palmera por un elocuente 0-5. “No nos podemos fiar de ningún rival. El que menos te espera nos puede sorprender. Ellas llegan en una situación límite, con una zona de abajo de la clasificación muy apretada. No nos podemos relajar y esta semana prepararemos de la mejor manera este partido. Saldremos al 200% como dice nuestro entrenador, y trataremos que los tres puntos se queden en casa”, aseguró.

Un partido contra el cuadro manchego que para Natalia tiene un doble objetivo: ganar los tres puntos para su equipo, y de paso, echarle una mano al Sevilla donde juega su hermana gemela Noelia. Un Sevilla que está jugando por no perder la categoría.
“Yo miro por mi equipo. Cada una jugamos por nuestros intereses. Si logramos la victoria, y les favorece a ella y a su equipo bienvenido sea. Estoy centrada en mi club, en sumar nosotras, pero convencida que el Sevilla puntuará el próximo fin de semana en Bilbao, y así también nos harán ese favor a nosotras”, vaticinó Ramos.

Por último, la futbolista del club sureño no quiso aventurarse en predecir lo que puede pasar con su futuro más inmediato. Natalia Ramos, junto a su hermana Noelia, ya probó suerte hace dos temporadas cuando hizo las maletas y se marchó al Levante UD. “Tengo dos años de contrato con la UDG Tenerife Egatesa. Si el presidente Sergio Batista me abrió las puertas para estar en Tenerife, la mejor manera de devolverle esa confianza es dándolo todo por el equipo. Estoy centrada en mi club y lo que depare el futuro ya se verá”.

TE PUEDE INTERESAR