tegueste

Muerte violenta o no: centro de la investigación del caso de Tegueste

La vivienda en la que vivían los dos hermanos en Pedro Álvarez se encuentra precintada; se espera el resultado de la autopsia para determinar la causa del fallecimiento de la mujer
Una mujer muerta, tapada con una manta, y un varón ahorcado, hallados en Tegueste. Fran Pallero

El fallecimiento de dos hermanos, un hombre y una mujer, en Tegueste, todavía conmociona al municipio, que ayer amaneció con la noticia y está a la expectativa de los resultados de la investigación que todavía se encuentra bajo el secreto de sumario del juez de guardia.

La misma se centra en si la muerte de la mujer, de 62 años, fue o no violenta, dado que el varón, dos años menor, apareció ahorcado en otra habitación de la vivienda. El unifamiliar, ubicado en el camino de Los Barriales, en el núcleo de Pedro Álvarez, se encuentra precintado.

Muchas de las personas que ayer pasaron por allí no pudieron evitar mirar hacia dentro, como si fuese posible encontrar una explicación a lo sucedido la noche anterior, cuando agentes de la Policía Local y de la Guardia Civil se personaron en el lugar ante la alerta recibida por los vecinos, que llevaban varios días sin verlos y a los que llamó la atención el fuerte olor que salía del interior de la casa. Los dos hermanos tenían problemas psicológicos.

Lo cierto es que todavía hay que esperar al resultado que arrojen ambas autopsias, que tardarán más de lo usual debido al avanzado estado de descomposición de los cuerpos, sobre todo el de la mujer, que fue encontrada sentada en una butaca y tapada por una manta y llevaba más tiempo fallecida, según indicaron el jueves fuentes de la Guardia Civil.

“Aún no sabemos qué tipo de muerte ha sido porque no se han aclarado tampoco las circunstancias en las que estaba la fallecida, hay que terminar de investigar”, declaró la alcaldesa de Tegueste, Ana Rosa Mena, quien ayer todavía se encontraba consternada por la noticia, igual que muchos vecinos del pueblo. “La gente está en general conmocionada y esperan a que se confirme qué fue lo que realmente pasó”, añadió a este periódico.

Sin embargo, todavía no hay plazos sobre cuándo puede terminar la investigación. “La policía científica, los forenses y el juzgado de guardia están trabajando en el tema, pero nos dijeron que tardarían unos días”, indicó Mena.

Minuto de silencio

Si finalmente se confirma que se trata de una muerte con violencia, será un nuevo caso de violencia machista o feminicidio dado que la ley canaria, al estar adherida al Convenio de Estambul, recoge una visión más amplia de la violencia contra la mujer. En ese caso, tanto el Ayuntamiento como el Gobierno de Canarias podrán convocar un minuto de silencio en su memoria “siempre y cuando la familia esté de acuerdo”, puntualizó la regidora municipal.
“Estamos a disposición de la familia y de los vecinos que necesiten ayuda y así se lo hemos hecho saber ayer mismo que se acercaron al Ayuntamiento para hacerse cargo de los papeles”, finalizó.

No hay indicios, pero hay que esperar al análisis forense

Los agentes comprobaron que si bien el hombre se había quitado la vida, las causas del fallecimiento de la mujer se conocerán con los resultados de la autopsia, aunque “no hay indicios de muerte violenta”, indicaron a Europa Press, que matizaron dicho extremo: que hay que esperar a las conclusiones del análisis forense.

TE PUEDE INTERESAR