carnaval 2020

‘Los coquetos años 50’ cobran vida sobre el escenario

El diseño, con 1.200 metros cuadrados, 2.600 bombillas y el 80% de madera, combina la escenografía más tradicional con las pantallas led
El escenario, con numerosos elementos de los 50. Sergio Méndez
El escenario, con numerosos elementos de los 50. Sergio Méndez
El escenario, con numerosos elementos de los 50. Sergio Méndez

A punto de comenzar los concursos del Carnaval chicharrero, con el arranque hoy del certamen de murgas infantiles, ayer se pudo conocer el resultado final del escenario diseñado para este Carnaval, y sobre el que Los coquetos años 50, temática de esta edición, cobran vida con un diseño, elementos y colores característicos de esa década, marcada por la irrupción de las nuevas tendencias de la moda, la publicidad, la televisión en color, el cine, los grandes musicales o el rock and roll.

La alcaldesa de la ciudad, Patricia Hernández, junto al responsable del Organismo Autónomo de Fiestas y Actividades Recreativas, Andrés Martín Casanova, visitaron ayer el escenario y compartieron con su diseñador, Javier Torres Franquis, los entresijos del proyecto. Un diseño que, además, ha contado con la colaboración de los directores artísticos, Marco y María.

“Hace unos meses presentábamos lo que iba a ser el boceto del escenario y ya lo tenemos aquí. Y creo que no me equivoco si les digo que están cubiertas las expectativas. Buscábamos un escenario con volúmenes, que recordara más a los escenarios de la plaza de España, un escenario con diferentes zonas, que se moviera, al que se pudiera acceder por muchos sitios… un escenario, al fin y al cabo, espectacular, a la altura de una Gala que vamos a tener espectacular también”, destacó ayer la alcaldesa.

“Después de tantos meses de trabajo en un equipo multidisciplinar, hoy podemos ver y tocar el resultado de tanto trabajo y esfuerzo. Destaco la fidelidad que se ha logrado en cuanto a la realización de los elementos con respecto al proyecto original, pues es altísima, y hemos conseguido un tratamiento de los colores, espacios y demás para que el escenario luzca igual de bien en todos los certámenes que van a celebrarse en este Recinto Ferial”, valoró Javier Torres Franquis.

El escenario, que ha supuesto una inversión en torno a los 200.000 euros, cuenta con unas dimensiones de 1.200 metros cuadrados, en diferentes niveles, y combina elementos de las escenografías tradicionales de la Plaza de España, con 400 metros cuadrados de pantallas led, integradas en los elementos arquitectónicos, así como con 2.600 bombillas.

Como novedades, la altura del decorado alcanza los máximos posibles, logrando por primera vez la cota de los 15 metros en la pared posterior. Además, Franquis ha creado un backstage de 800 metros cuadrados, el más grande diseñado para estas fiestas en el recinto, con el objetivo de facilitar el trabajo de grupos, candidatas y diseñadores. Se ha rediseñado la forma de la estructura de cara al público, realizando un replanteo de la forma de bocina tradicional, con una nueva distribución de elementos sobre el escenario y se vuelve a recuperar el giratorio central para las galas. Esta escenografía exclusiva contará, además, con cinco accesos para candidatas: la típica puerta central, los dos accesos laterales frontales y dos nuevos más en los laterales, cuya ubicación estará más hacia el fondo de la escena.

Además, “este año la construcción ha cambiado completamente”, afirmó el director técnico del proyecto, José Luis Ramírez. “El 80% de la escenografía es prácticamente madera, lo que es mucho más fiel a la realidad y muchísimo más sostenible. Hay mucho trabajo artesano, es una construcción mucho más compleja, pero la implicación de la empresa que se ha encargado ha sido máxima. Este año tenemos algo mucho más parecido a una escenografía teatral y una muy televisiva, y nos va a dar mucha funcionalidad”, destacó.

TE RECOMENDAMOS