La Palma

La bronca y el caos se instalan en el Consejo Rector de la Bajada

Amenazas de denuncias, lectura de mensajes y la petición de dimisión de San Gil a Castro enturbian la organización de la que se suponía “despolitizada” organización de las lustrales

Imagen de archivo de una de las reuniónes del Consejo Rector de las lustrales. | DA

El Consejo Rector del Organismo Autónomo de la Bajada de la Virgen, constituido con solemnidad en 2018 para preparar las lustrales 2020, vivió esta semana y por primera vez en toda la historia del organismo que organiza la gran cita festiva en honor a la patrona de la isla de La Palma, un cruce de insultos y descalificaciones personales por parte de algunos de sus miembros.

Esta situación, que ha trascendido más allá del salón de plenos del Ayuntamiento de Santa Cruz de La Palma donde se celebró, ha ocasionado el bochorno y la vergüenza de la mayoría de los miembros de la entidad, presidida por el alcalde Juan José Cabrera Guelmes, quien ayer pedía, tras recordar la obligación del estricto cumplimiento de los estatutos del organismo, que “intentemos centrarnos en lo que nos toca y en lo que es nuestra obligación: velar por el buen desarrollo de la Bajada de la Virgen más allá de cualquier otro interés”.

Pese a las palabras del alcalde y a las de su segundo de a bordo, el teniente alcalde, Toni Acosta, que compartió en redes sociales una reflexión sobre el complicado momento por el que atraviesan los preparativos de la fiesta, reconociendo que “nunca en muchos lustros había visto ciertas actitudes y comportamientos”, el conflicto y la crispación se han instalado en los prolegómenos de la Bajada de la Virgen. Muchos vecinos de la ciudad viven con estupor este enfrentamiento público y sin ambages entre el concejal de Ciudadanos en el consistorio, Juan Arturo San Gil y el concejal socialista y delegado del número más señero de las lustrales, Los Enanos, Elías Castro Feliciano.

El enfrentamiento escenificado en el salón de plenos, que incluso llevó a uno de los miembros del Consejo a abandonar la reunión, venía precedido por el clima de crispación a partir de las disputas entre estos concejales por supuestas irregularidades en el proceso de selección de la danza de Los Enanos, polémica que dio lugar a la apertura de un expediente administrativo para dar respuesta a dos aspirantes que presentaron reclamación ante el consistorio. La intervención más cuerda de todas las pronunciadas en el marco de ese encuentro, fue la pronunciada por Luis Martín, miembro de la Sociedad Económica Amigos del País, quien instó a los contendientes a mantener el respeto a la institución y a la Bajada de la Virgen en favor de la esencia de unas lustrales que se han convertido en las más polémicas de cuantas se recuerdan. Amenazas de denuncias, lectura de mensajes y hasta la petición de dimisión de San Gil a Elías Castro, han venido a enturbiar la organización de la que se suponía,”despolitizada” organización de las lustrales.

Los miembros del Consejo Rector de la Bajada de la Virgen, que se reúne cada mes tal y como establecen sus estatutos, volverán a verse las caras en la próxima reunión, previsiblemente en el mes de marzo. en esa fecha ya se conocerá la conclusión el informe que determinará si se produjeron las supuestas irregularidades que señalan dos aspirantes apoyados por el concejal de Ciudadanos, a punto de entrar en el grupo de Gobierno local. El informe esta siendo elaborado por una técnica del consistorio, después de que la secretaria accidental a la que se encargó la tarea se inhibiera del proceso por su relación personal con uno de los seleccionados para la mágica danza.