sanidad

¿Son recomendables las vacunaciones infantiles en tiempos de coronavirus?

España dispone de uno de los calendarios preventivos mejores del mundo, con vacunas frente a 17 enfermedades que se administran de forma universal y gratuita

Por Luis Ortigosa

“Después de la potabilización de las aguas de consumo humano, las vacunas son las herramientas de salud pública que más vidas salvan anualmente”. Esta frase que no es mía, pero cada vez es más utilizada por quienes creemos firmemente en las vacunas, cobra mucha fuerza y actualidad en estos momentos, en que un nuevo virus, el coronavirus SARS-CoV-2 (así se llama el responsable de la pandemia que estamos sufriendo, el Covid-19), está de moda, y frente al que no existe vacuna en estos momentos.
Pero no debemos olvidar que existen muchas enfermedades infecciosas a nivel mundial, y que existen 25 vacunas frente a muchas enfermedades que se pueden prevenir mediante el uso de estas vacunas. España dispone de uno de los calendarios de vacunaciones mejores del mundo, con vacunas frente a 17 enfermedades, que se administran de forma universal y gratuita, mediante un calendario común de vacunación a lo largo de toda la vida, desde el embarazo hasta personas mayores de 65 años (Fig 1).
Es decir, las vacunas no son solo para niños, sino para todas las edades de la vida. Y este es un dato muy importante, ya que hasta hace pocos años los calendarios de vacunaciones estaban diseñados exclusivamente para proteger a niños y adolescentes frente a enfermedades infecciosas graves, y muchas potencialmente mortales, o que dejan graves secuelas a quienes las padecen.
Pero desde hace unos años las autoridades sanitarias y las sociedades científicas interesadas en la protección de la población frente a estas enfermedades han ampliado el concepto de que la vacunación debe extenderse más allá de la infancia, y comenzar vacunando desde el embarazo (gripe y tosferina), continuando la vacunación a partir de que el niño cumple dos meses, con distintas vacunas en los primeros años, y continuando con ella a lo largo de toda la vida, incluso en personas mayores de 65 años (gripe, vacunación antineumocócica).
Pero llegó la pandemia por el nuevo coronavirus y se ha generado entre la población una sensación de desprotección que está generando casos de mortalidad importantes, sobre todo entre la población mayor, con enfermedades de base y personas de riesgo de todas las edades. Los niños, aunque se afectan menos por el Covid-19, y con menor gravedad, también pueden enfermar por este virus. Y no se dispone aún de vacuna, aunque ya hay más de 20 frente al nuevo coronavirus en desarrollo, con la esperanza de disponer de una segura y eficaz lo antes posible (probablemente, no antes de un año).
Y en estos meses ha surgido una duda entre las familias y algunos profesionales sanitarios: ¿Se debe continuar vacunando a la población (niños y adultos) en estos momentos, en plena expansión de la pandemia de coronavirus o será mejor dejar de vacunar hasta que cese la epidemia?
La respuesta es clara y contundente: sí, hay que seguir vacunando, sobre todo a los niños más pequeños y personas de riesgo. Por una razón muy sencilla: si ahora dejamos de vacunar, por ejemplo frente a sarampión, tosferina, varicela o determinados tipos de meningitis (entre otras enfermedades contempladas en el calendario de vacunaciones y que no voy a enumerar una por una, para no hacer extenso este artículo, pero todos pueden revisar en el Calendario adjunto), dentro de unos meses, con mucha probabilidad, empezaremos a sufrir brotes de enfermedades infecciosas inmunoprevenibles, y que ya tenemos controladas en nuestra comunidad gracias a las vacunas ( sarampión, tosferina, varicela, paperas, etc…).
No olvidemos que en España las coberturas frente a todas estas enfermedades son muy altas, en torno al 95%, es decir, la población española está muy bien protegida frente a numerosas enfermedades, y si ahora, en tiempos de coronavirus, se baja la guardia, y estas envidiables coberturas bajan hasta un 70% o menos, entonces, además del coronavirus, tendremos de nuevo entre nosotros un montón de enfermedades ya casi olvidadas. Por eso, la recomendación de las autoridades sanitarias en estos momentos, en cuanto a vacunación se refiere es muy sencilla: mantener de forma prioritaria la vacunación de los niños entre los dos y 15 meses, las embarazadas y las personas de riesgo. No existe contraindicación para dejar de vacunar, todo lo contrario, es muy importante mantener altas las coberturas. Y el resto de las vacunas incluidas en el calendario, tanto en la etapa infantil como en la adulta, y personas mayores, pueden postponerse hasta que la situación sanitaria se normalice.
Las vacunas son seguras y eficaces y salvan muchas vidas todos los años. ¿Qué hubiese pasado si la vacuna frente al nuevo coronavirus ya existiese y la población estuviese correctamente vacunada? ¿Estaríamos hablando de esto? ¿Estaríamos en la grave crisis sanitaria, social y económica en la que estamos inmersos?… y aunque esto ya es otra historia, ¿se podría haber evitado esta pandemia?

* Experto universitario en vacunas. Miembro del Grupo Técnico en Vacunas del Gobierno de Canarias, Asesor interno del CAV de la Asociación Española de Pediatría y
Presidente de la Sociedad Canaria de Pediatría de Santa Cruz de Tenerife

TE PUEDE INTERESAR