La Palma

El Puerto de Tazacorte, una infraestructura millonaria que “se está desdibujando”

Juan Miguel Rodríguez, alcalde de la localidad, lamenta que solo se hable del enclave para relacionarlo con la llegada de pateras y droga

El muelle ha conllevado, hasta la fecha, una inversión de 100 millones de euros en diversas actuaciones. DA
El muelle ha conllevado, hasta la fecha, una inversión de 100 millones de euros en diversas actuaciones. DA

El Puerto de Tazacorte, cuya inversión asciende a cerca de 100 millones de euros, ha protagonizado en los últimos días dos episodios sumamente llamativos: la llegada de una patera a La Palma con 24 personas abordo y una operación de la Guardia Civil en la que se interceptó a una embarcación que transportaba una tonelada de cocaína. Dos hechos que, según confiesa a DIARIO DE AVISOS el alcalde de la localidad, Juan Miguel Rodríguez, ponen de manifiesto que a este enclave “no se le ha hecho justicia”, debido a que “se está desdibujando”, quedando en desuso.

El regidor apunta a Puertos Canarios como culpable de la situación, órgano que, entiende, “no ha elaborado un plan director para marcar el rumbo de estas instalaciones, a las que les faltan servicios esenciales como una terminal de pasajeros, duchas o aseos”. Y pese a la abultada cantidad de fondos que se han consignado en distintas anualidades para dicha infraestructura, opina que “la mayoría de los cruceros tienen más longitud de eslora que nuestros 190 metros de espigón”, por lo que no ve factible que puedan arribar al municipio barcos de estas características; únicamente “algunos de pequeñas dimensiones”.

“Ya en 1896, cuando declararon al Puerto de interés nacional, en Tazacorte había una actividad económica con mucha influencia portuaria; había proyectos muy ambiciosos. Y ahora, que ya está casi terminado, lo estamos dejando cojo”, señala Rodríguez, que también pide al Gobierno de Canarias que cuente con el Consistorio, a fin de diseñar una propuesta que “ponga en valor lo que tenemos”. Para ello, aclara que, si bien hasta la fecha se ha considerado a este emplazamiento “un saco sin fondo”, es necesaria “más inversión” para que, a efectos prácticos, se pueda generar riqueza “en el municipio, en la comarca y en la Isla”.

Asimismo, el alcalde bagañete lamentó que no se disponga de servicios, ni siquiera, para dar una atención “digna” en los primeros instantes a las personas que arribaron a La Palma en una patera el domingo, puesto que se tuvo que desplegar un campamento completo mientras esperaban por los resultados de las pruebas diagnósticas de coronavirus que les habían realizado y, cuando se desmontó la carpa para trasladar a los inmigrantes, en la zona quedaron residuos de todo tipo, de los que se tuvo que hacer cargo la institución local.

“La migración está mal coordinada tanto en origen como en destino. Se debe dar atención preventiva, y luego hay que mirar si se repatria o no. Cada caso es un mundo”, concluye el regidor sobre la nueva crisis de los cayucos, incentivada por la reactivación de la ruta canaria.