sociedad

Huracanes: ninguno viene hacia Canarias… por ahora

El delegado de la Aemet en las Islas reconoce que no se puede descartar el desvío de alguna depresión tropical hacia el Archipiélago y que es “en septiembre y octubre cuando hay más probabilidad”
Mapa de ciclones en el Atlántico a última hora de la tarde de ayer. Centro Nacional de Huracanes (Florida, EE UU)

Por el momento Canarias puede estar tranquila, pero el alto número de huracanes y tormentas tropicales no permiten bajar la guardia. Sin ir más lejos, hay un 20% de probabilidades de que una tormenta ubicada al oeste de la Península Ibérica acabe convertida en un ciclón subtropical, aunque de cualquier modo el clima de buena parte de la misma se verá afectada en las próximas horas por lluvias derivadas de este fenómeno.

En cuanto al riesgo para el Archipiélago, el propio delegado de la Agencia Estatal de Meteorología en Canarias (Aemet), Jesús Agüera, explicó ayer en la Cadena Cope que los huracanes que se han formado en los últimos días en el Atlántico no llegarán al Archipiélago, aunque no es descartable que antes de que acabe la temporada ciclónica nos veamos afectados por alguno de estos fenómenos.

“Ahora se está registrando una situación que no se producía desde que hay estadísticas, no es habitual que haya hasta cinco a la vez en esta zona, esto no ocurría desde 1971. En principio, los modelos nos indican que los que están formados van al oeste y se alejan claramente de las Islas, incluso los dos que están más cercanos, en especial Vicky, tendrían un recorrido que no nos rozaría, por lo que no habría que preocuparse. Además, tampoco parece que los que están en formación vayan a ir a más”, detalló Agüera.

El responsable canario de la Aemet también reconoció que a corto plazo es posible que alguna depresión tropical pueda tomar una trayectoria errática que alcance a Canarias.

“En septiembre y octubre es cuando hay mayor probabilidad, no debemos olvidar que cada año hay episodios de gran fortaleza que no cumplen las previsiones. Es lo que sucedió con el huracán Leslie en octubre del año 2018, inicialmente iba a entrar en el noroeste de las Islas como ciclón post-tropical con vientos de hasta 8-9 de fuerza y mar muy gruesa y, finalmente, giró al norte”, rememoró el especialista.

En cualquier caso, Jesús Agüera insistió en que, para tranquilidad de todos, estos fenómenos avanzan con lentitud y se pueden monitorizar con bastante antelación para emitir los correspondientes avisos meteorológicos.

“La vigilancia es constante y con 48 horas podríamos anticipar y delimitar las zonas de afectación. Es importante tener en cuenta que el calentamiento global no solo daña a la atmósfera, también el mar sufre los efectos del cambio climático. Es por ello que los huracanes de categoría 4 o 5 ya no se ven restringidos en sus movimientos por la temperatura del agua”, concluyó el especialista.

Cabe recordar que este mes es tradicionalmente un mes muy movido en la temporada ciclónica en el Atlántico, que este año, además, está catalogada como muy activa, tanto que está cerca de desbancar a la de 2005 como la de mayor número de tormentas con nombre de la historia. Resta recordar que las tormentas tropicales Teddy y Vicky se sumaron el pasado lunes a un panorama meteorológico cada vez más agitado, en el que también están el huracán Paulette, que impactó en Bermudas, la tormenta Sally, que amenaza a Luisiana (EE UU), y la depresión tropical René.

Precisamente, fue en 2005 cuando la tormenta tropical Delta pasó cerca de Canarias, con un balance de siete muertos y notables daños materiales.

TE RECOMENDAMOS