política

El Defensor del Pueblo suscribe las denuncias de los inmigrantes por la acogida

Francisco Fernández Marugán critica el estado de los campamentos, la tutela de los menores no acompañados y la precaria asistencia legal
El Defensor del Pueblo, Francisco Fernández Marugán. EP
El Defensor del Pueblo, Francisco Fernández Marugán. EP

Diario de Avisos / EP

El Defensor del Pueblo en funciones, Francisco Fernández Marugán, ha propuesto en un informe “promover” traslados a la Península de los inmigrantes llegados a Canarias, algo que, a su juicio, se ha producido con “lentitud” en 2020, y evitar espacios “improvisados” de acogida, como el muelle de Arguineguín.

Así lo indicó en el documento La migración en Canarias, hecho público ayer, fruto de las visitas al Archipiélago que realizó el propio Fernández en diciembre, así como dos equipos técnicos de la institución en el mes de noviembre.

Según precisó en el documento, al que ha tenido acceso Europa Press, hay dos principales “carencias”: “La falta de instalaciones adecuadas y la inexistencia de protocolos de identificación ágiles y eficaces para la derivación de personas vulnerables”. Concretó, de hecho, que estas carencias “restan credibilidad a la Administración y provocan constantes quejas”.

Consideró “imprescindible” buscar espacios adecuados en las Islas, pero también “promover traslados a la Península, fundamentalmente de aquellas personas en una situación más delicada”. Asimismo, apuntó que es “especialmente relevante la rápida identificación y derivación de los solicitantes de asilo”.

Además, el Defensor dedicó un apartado específico al muelle de Arguineguín (Gran Canaria). Según denunció, las personas que permanecían en el improvisado campamento “se encontraban en una situación de total hacinamiento, lo que impedía el cumplimiento de las más mínimas normas de distanciamiento social que exige” la pandemia.

XENOFOBIA

Sobre las “manifestaciones xenófobas” que han surgido en varios municipios canarios, el Defensor pidió “perseguirlas con contundencia”
si bien, al mismo tiempo, aconsejó “evitar a toda costa la concentración de grandes centros de personas migrantes, en barrios especialmente castigados por la grave crisis” por la COVID-19.
Por otro lado, en los campamentos provisionales, el Defensor detectó un número importante de personas, en varios de los centros, que afirmaban ser menores de edad, por lo que dio traslado urgente de un listado con los datos de estas personas a la Fiscalía General del Estado, sin recibir aún respuesta.

TRASLADO DE MENAS

En este sentido, tildó de “muy necesario” que las comunidades lleguen a acuerdos con las Islas para asumir la tutela y custodia de estos menores, para “descongestionar”. De acuerdo con las conclusiones expuestas en el documento, indicó que ya se han iniciado los contactos con dos regiones, que habrían ofrecido un total de 65 plazas.

En cuanto a la identificación de personas vulnerables, Francisco Fernández Marugán precisó que en unas mismas instalaciones se ha encontrado a personas en situaciones muy diferentes: “Inexpulsables, solicitantes de protección internacional y otros perfiles vulnerables”.

ASISTENCIA LETRADA

Bajo su punto de vista, las “carencias significativas en la asistencia letrada y de intérprete, tanto en el momento inicial de notificación de los expedientes de devolución, como durante la estancia en los centros de acogida, dificulta la identificación de estos perfiles”.

Además, propuso que junto a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado esté presente desde un inicio personal especializado de otros organismos de la Administración General del Estado y de las instituciones regionales y locales, organizaciones internacionales, y reforzar el papel de Cruz Roja.

Igualmente, el Defensor recomendó elaborar protocolos claros de actuación sobre tres aspectos concretos: los desaparecidos en la ruta canaria, los menores acompañados de adultos y las personas con necesidades de protección internacional .

TE RECOMENDAMOS