violencia de género

José Cubeiro, jefe del robot submarino: “Seguiremos buscando, pero se nos están acabando los repuestos”

El técnico afirma que el Ángeles Alvariño continúa realizando las labores de rastreo, pero reconoce que "el paso del tiempo" juega en su contra

El ‘Ángeles Alvariño’ reanuda la búsqueda de Anna y Tomás Gimeno. | EUROPA PRESS

Se cumple un mes desde que el buque del Instituto Español de Oceanografía Ángeles Alvariño comenzó a rastrear los fondos submarinos, ubicados frente a la capital tinerfeña, con el afán de resolver un caso que al país, y parte del mundo, ha encogido el corazón. El cuerpo de Olivia, de 6 años, fue encontrado hace unas semanas, pero el del presunto asesino, su padre Tomás Gimeno, y su hermana pequeña, Anna, siguen sin aparecer.

El jefe técnico del robot Liropus, José Cubeiro, ha explicado este lunes en El programa de Ana Rosa que “no solo es cuestión de tiempo, sino que se nos están acabando los repuestos”, en alusión a las más de cuatro semanas que su equipo lleva trabajando en la zona. También detalla que la tecnología que maneja “trabaja hasta los 2.000 metros de profundidad, pero el terreno de la isla de Tenerife es muy complejo”.

Cubeiro afirma que el Ángeles Alvariño continúa realizando las labores de rastreo, pero reconoce que “el paso del tiempo” juega en su contra. “El hallazgo del cuerpo de la pequeña resolvió en parte el caso porque lo peor sería no haber encontrado nada”, indica el experto, puntualizando que “es increíble que se lleguen a producir estos hechos”.

El responsable del robot submarino agradece el trabajo y el empeño tanto de su equipo como del Instituto Español de Oceanografía y la Guardia Civil. “Entre todos hemos tratado de hacerlo lo mejor posible”, concluye.