derbi canario

El Tenerife, a ‘rematar’ a la UD en su casa

CD Tenerife y UD Las Palmas juegan esta tarde el derbi más importante de la historia por una plaza en la final del ascenso a Primera División. A pesar del ambiente ‘infernal’ que le espera en Gran Canaria, Ramis avisa: “Somos un equipo duro como el hormigón y competitivo”
Derbi canario
Los jugadores blanquiazules han recuperado el optimismo tras la victoria del miércoles en el Heliodoro y acuden hoy a Gran Canaria dispuestos a rematar la faena. SUJA

Llegó la hora de la verdad. La primera final de la temporada. La primera que se puede convertir en la última. Del enfrentamiento que hoy mantendrán los dos equipos representativos del fútbol canario, solo uno puede acabar con vida. Para el otro habrá acabado la temporada de manera tan frustrante como dramática. Un abarrotado Estadio de Gran Canaria verá si es el CD Tenerife o la UD Las Palmas el que se clasifica para el play-off definitivo. Parten con una mínima ventaja los guerreros blanquiazules de Luis Miguel Ramis, que el pasado miércoles lograron minimizar a un rival que vino a la Isla con las pulsaciones altas y con aires de superioridad. Los mantienen a pesar de que José León les logró bajar los humos con un gol que, aparentemente, de poco servirá esta noche. La eliminatoria, el derbi de todos los derbis, sigue igualada y se puede decantar para cualquier lado.

Será un encuentro caliente, tanto en el campo como en la grada. Más de 32.000 aficionados hinchas estarán como locos por ver a su equipo ganar. Fueron arengados de manera irresponsable por su capitán nada más acabar el partido del Heliodoro. Jonathan Viera les citó a todos en el estadio amarillo para prepararle una encerrona al eterno rival. El club grancanario, con muy poca conciencia y de forma irresponsable, le siguió el juego al atacante y también calentó el ambiente de manera innecesaria. Muchos menos, pero valientes, serán los aficionados blanquiazules. Apenas 700 guerreros chichas sembrarán la nota de esperanza en un ambiente hostil.

Desde luego que en la cancha los grados también serán muchos. El fútbol de hormigón que plantea Ramis será nuevamente examinado por el estilo, mucho más alegre, de los amarillos.

García Pimienta y sus pupillos llevan días quejándose de que el Tenerife es un equipo que reparte mucha estopa. Suena a excusa si se atiende que en el duelo de ida el Tete realizó 21 faltas, por las 15 del equipo grancanario. Seis de diferencia no parece un argumento sólido para sostener el papel victimista adoptado por la UD.

Aferrado a su condición de mejor visitante

El Tenerife se aferrará a su condición de mejor equipo de la temporada fuera de casa para sorprender a una UD Las Palmas que llega convencida de que va a pasar de ronda. Pero se toparán de frente con un equipo que venció en tres de sus últimas cuatro salidas y con un portero que se quedó a dos goles de ser el menos goleado de la fase regular. Hasta en 16 ocasiones ha logrado dejar su portería a cero esta temporada Juan Soriano.

De esta manera, los blanquiazules tratarán de hacer gala de la solvencia defensiva que le ha acompañado durante toda la temporada para defender el resultado obtenido en el Heliodoro Rodríguez López.

Pero no se tratará solo de defenderlo. Ramis hizo ayer toda una declaración de intenciones en este sentido. “Queremos ir a marcar y no encajar. Hay que salir fuertes al campo, no conceder, que no te hagan gol y nosotros hacerlo. Vamos con esa idea, no vamos a defender ningún resultado. Con 0-0 vamos a intentar hacer nuestro partido”, advirtió el preparador tarraconense, quien no parece que acuda a Gran Canaria con la idea de gestionar ningún resultado.

Lo más probable es que el entrenador del Tenerife apueste por dar continuidad al equipo que superó el miércoles a la UD Las Palmas con un gol de José León. No obstante, no es descabellado que haya alguna variación en el once inicial. Por ejemplo en los costados. El otro día Mellot sufrió por la banda izquierda y quizás el técnico apueste por un lateral zurdo natural para apuntalar un costado por el caía con facilidad Viera, el jugador amarillo más desequilibrante.

Seguirán sin estar disponibles por lesión los centrocampistas Javi Alonso y Pablo Larrea, mientras que sí están en condiciones de jugar Álex Muñoz y Shashoua, aunque no tienen ritmo de competición por los problemas físicos que han arrastrado durante los últimos meses.

Mientras tanto, al equipo local le bastaría ganar al Tenerife por un gol de diferencia y mantener esa mínima renta al final de una hipotética prórroga, al haber quedado por encima del Tenerife al término de la fase regular.

El técnico amarillo no dosifica a sus jugadores después del intenso choque del Heliodoro, en el que alineó a su once inicial más utilizado, con la excepción del albanés Sadiku, a quien ahora recupera tras sufrir unas molestias que le impidieron jugar el miércoles, aunque también podría jugar con un falso delantero centro, como Rober.

El colegiado de la contienda

Jon Ander González es el colegiado elegido para impartir justicia esta noche en el Estadio de Gran Canaria. No será una experiencia nueva para este trencilla Vasco, pues esta misma campaña ya tuvo la oportunidad de pitar un derbi canario.

Fue el que los dos máximos representativos canarios disputaron en la temporada regular el domingo 2 de enero y que se saldó con el triunfo de la UD por 0-1, con gol de Kirian. Esa derrota es el único lunar en el expediente del representativo blanquiazul con este árbitro, pues en el resto de antecedentes se han resuelto con empate o triunfo.

El más reciente fue el Girona 0-1 Tenerife del pasado 9 de mayo. Durante esta campaña, repitió con los insulares ante el Ibiza en Can Misses (0-0) y en el triunfo contra el Huesca en El Alcoraz (1-2). Los otros tres precedentes se remontan a campañas anteriores. Los tres, en el Heliodoro. Se ganó a la Ponferradina (1-0) y se goleó al Mirandés. Ante el Espanyol, empate a cero.

Su actuación estará vigilada muy de cerca después de la mala actuación de su compañero Iglesias Villanueva el miércoles en el coliseo blanquiazul. Su labor no dejó satisfechos ni a uno ni a otro.

TE RECOMENDAMOS