internacional

Rusia juega con fuego: desconecta la central de Zaporiyia y se arriesga a la fusión del núcleo

Un fuego en los pozos de ceniza de la central obligó a desconectarla por completo de la línea eléctrica ucraniana, lo que supone un grave riesgo de enfriamiento de las piscinas
Rusia juega con fuego: desconecta la central de Zaporiyia y se arriesga a la fusión del núcleo

El pasado martes 23 de agosto, la Dirección Principal de Inteligencia del ministerio de Defensa de Ucrania informó de la nueva y peligrosa táctica que el ejército ruso estaría desarrollando en la central de Zaporiyia, la más grande de Europa. Las tropas rusas habrían abierto fuego sobre los pozos de cenizas de la central con el doble objetivo de levantar nubes tóxicas y de lograr la imagen de que son las tropas ucranianas quienes provocan el primer resultado en su intento de recuperar la planta.

Los pozos de ceniza son los lugares destinados a almacenar la ceniza que se produce durante la operación de las centrales térmicas y estos residuos tienen una alta concentración de sustancias tóxicasTambién son radioactivas. Una vez se secan, estas cenizas se convierten en un polvo capaz de viajar largas distancias.

Precisamente en esos pozos de una central eléctrica de carbón cerca del complejo del reactor es donde a lo largo de este jueves se produjo un incendio que obligó, por primera vez en su historia, a desconectar la central de la red eléctrica durante unas horas en las que muchos contuvieron la respiración. En concreto, el incendio provocó la desconexión de la última línea eléctrica regular ucraniana que suministra electricidad a la planta después de que las otras tres líneas resultaran dañadas y dos de las tres líneas de emergencia hayan sido inhabilitadas recientemente.

Pocas horas después, la Agencia Internacional de Energía Atómica (OIEA) informó de que la central había sido conectada otra vez.

Los riesgos nucleares

En una entrevista con el periódico inglés The GuardianPetro Kotin, director de Energoatom, la compañía nacional ucraniana de energía nuclear, explicó que los rusos han tenido un plan perfectamente preparado desde que tomaran la central nuclear allá por el mes de marzo. De hecho, explicó cómo “presentaron el plan a los trabajadores de la planta y ellos nos lo presentaron a nosotros”. “La condición previa para este plan era causar un gran daño en las líneas eléctricas que conectan la planta con el sistema ucraniano. […] Simplemente comenzaron a hacer eso, comenzaron con los bombardeos… y sólo para eliminar esas líneas”, relató.

En principio, la idea es sencilla. Rusia pretende desconectar la central de Zaporiyia del sistema eléctrico ucraniano para conectarla a su propia red de electricidad. De esa manera, por un lado, obtendría el control absoluto de la central y, por otro, estaría en posición de evitar posibles sabotajes desde el lado ucraniano. Sin embargo, nada es tan sencillo como pudiera parecer.

El plan ruso, que es absolutamente viable por otra parte, enfrenta sin embargo un elevado riesgo de fallo catastrófico. La acción de desconectar y conectar del otro lado no es una operación inmediata, sino que supone emplear un tiempo considerable. Esto implica que durante ese tiempo el funcionamiento de la central y, especialmente, la energía dedicada a enfriar las piscinas donde se controla la temperatura de las barras de combustible utilizadas en los reactores nucleares dependería única y exclusivamente de un generador diésel de respaldo, sin más opciones en caso de que falle.

Llegados a ese punto y en el caso de un problema de ese caso, pasada una hora y media estaríamos ante una situación crítica en la que podría llegar a producirse incluso la fusión del núcleo del reactor. Es decir, al no refrigerarse las piscinas el combustible se calentaría pasando de estado sólido a líquido subiendo a su vez la temperatura del núcleo y provocando una fusión de los materiales radioactivos, usualmente plutonio y uranio. “Si no proporcionan el enfriamiento adecuado durante una hora y media, entonces (el núcleo) ya se habrá derretido”, insistió Kotin.

TE RECOMENDAMOS