educación

Educación abordará en enero con los alcaldes los centros hacinados del sur de Tenerife

La Consejería confirma que trabaja para que el encuentro sea a mediados de mes y abordar realidades como la del IES Magallanes, en Granadilla, y en municipios como Santiago del Teide, Arona y San Miguel
ANPE Canarias exige mejoras retributivas y que siga reduciendo ratios el próximo curso

La Consejería de Educación del Gobierno de Canarias, que dirige Poli Suárez (PP), trabaja para que, a mediados de enero, tenga lugar la cumbre con alcaldes y alcaldesas de la Comarca Sur y abordar, de esta forma, la masificación de los centros educativos, un hacinamiento que cada vez es más alarmante.

Fuentes oficiales de este departamento del Ejecutivo autonómico confirmaron que el objetivo es que la reunión se produzca nada más iniciarse 2024 y que se está buscando la manera de cuadrar las agendas de todos los implicados en el encuentro.

Una avalancha sin inversiones

Sobre la mesa estarán diferentes situaciones con un denominador común: una avalancha de alumnado que no ha ido acompañada de las inversiones necesarias en las últimas décadas, hasta el punto de contar con ejemplos como el del IES Magallanes (San Isidro), donde se han habilitado nuevos módulos prefabricados y en el que hasta el terrero de lucha se ha acondicionado con aulas para impartir clases. Todo para poder acoger a sus 1.300 alumnos.

Otro ejemplo es el del CEIP Los Abrigos, en el mismo municipio, donde el deficiente estado del centro ha obligado a suspender las clases en él y a reutilizar los barracones del IES Guaza, con el objetivo de impartir docencia a más de 300 alumnos, un paso que está previsto que se dé la semana que viene, tras los festivos de esta. Educación se hará cargo del traslado diario desde Granadilla de Abona a Arona.

En este último, además, con el instituto que sustituyó al de Guaza, el IES Parque La Reina, repleto de alumnado nada más ser inaugurado para dar clases en el curso actual.

La reunión que finalmente tendrá lugar en enero fue anunciada recientemente por el propio consejero.

En una visita a Santiago del Teide, Suárez indicó que “en las próximas semanas celebraremos una reunión entre la Consejería de Educación y los alcaldes y alcaldesas del sur de la isla de Tenerife para analizar ese crecimiento poblacional que existe en esos municipios y darle salida al problema”, explicó Suárez, quien destacó la importancia de “escucharlos” para “programar y organizar” una solución futura.

Caídas en el Norte y aumentos en el Sur

Con los datos en la mano, referidos al periodo entre 2009 y 2017, mientras en el norte de Tenerife la caída de escolares ha sido constante, la otra cara de la moneda son los municipios del Sur.

La palma se la llevan San Miguel de Abona, Santiago del Teide y Arona, seguidos de Granadilla de Abona y Adeje.

En el primero se ha pasado de los poco más de 2.000 alumnos que había en el año 2009 a los más de 2.500 de 2017, con un incremento que supera el 22%, el mismo porcentaje del segundo del ranking. En el caso de Arona, se ha pasado de poco más de 11.000 a más de 13.300, una subida en pocos años del 20,3%. En Adeje el aumento sería del 19,3% y de casi el 18% en Granadilla de Abona.

Al ser una zona de oportunidades, el Sur ha crecido notablemente en población en los últimos años. Una de las consecuencias ha sido la masificación de los centros, el traslado del alumnado a zonas alejadas de su residencia y la ocupación total de los espacios, desde laboratorios a terreros de lucha, pasando por lugares de recreo.

TE PUEDE INTERESAR