El tramo de la TF-5 que tuvo que ser cerrado al tráfico por desprendimientos, en sentido Icod de los Vinos a la altura del mirador de La Grimona, se reabrirá el próximo lunes, a partir de las 06.00 horas, según anunció Enrique Arriaga, vicepresidente y consejero de Carreteras del Cabildo de Tenerife.

El propio Arriaga, en declaraciones a la Cope, ya había anunciado que este domingo el tramo sería cerrado al tráfico a partir de las 22.00 horas.

El pasado mes de mayo, el Cabildo de Tenerife procedió a desviar el tráfico en el municipio de Los Realejos, a su paso por el punto kilométrico 42,800, para proceder a la ejecución de la obra de emergencia después de que se produjeran desprendimientos en dos días de manera consecutiva.