EL JARDÍN

Acaba con la cara deformada y a punto de morir por no seguir las instrucciones de un tinte de pelo

Tras el tinte, la cabeza de Estelle medía 63 centímetros, siete más que su circunferencia normal

Estelle antes y después del tinte. / CEDIDA

Lo que le ocurrió a Estelle, una joven estudiante francesa de 19 años, le podía haber pasado a cualquiera que no lea las instrucciones de uso de los productos. La chica estuvo a punto de perder la vida después de utilizar un tinte de pelo que le produjo una terrible reacción alérgica.

Tal y como publica Le Parisien, Estelle quería cambiar el color rubio de su melena por uno más oscuro. Al llegar a casa con el tinte, la joven se lo aplicó en una pequeña zona para comprobar si le daba alergia. El problema fue que no esperó las 48 horas recomendadas por el fabricante, sino 30 escasos minutos. Entonces, se desató el problema.

Angustiada por la hinchazón que comenzaba a aparecer en su cara, Estelle avisó a su madre y ambas fueron juntas al hospital Mondor en Créteil. Cuando llegaron, la cabeza de Estelle medía 63 centímetros, siete más que su circunferencia normal. Los médicos le diagnosticaron una alergia a la parafenilendiamina (PPD), un componente que está presente en cerca de 90 % de los tintes permanentes oscuros.

Le suministraron más antiestamínicos y corticosteroides para tratarla; pero tras darle el alta y llegar a casa la hinchazón continuó y tuvo que volver al hospital. “Tuve la impresión de estar en un frasco”. Asegura que sentía que se ahogaba, se le hinchó la lengua y su corazón se aceleró. Tuvieron que inyectarle adrenalina y dejarla en observación durante la noche porque su vida corría peligro.

Una vez recuperada, Estelle compartió sus fotos y su experiencia en las redes sociales. “Casi muero, no quiero que le pase algo similar a otras personas. Cometí un error”.