La Laguna

El nuevo Gobierno local en La Laguna halla facturas sin pagar por valor de 23 millones

Hacienda ha calculado un total de 3.210 recibos pendientes de abonar por el Ayuntamiento desde el año 2010, por lo que se convocará una reunión para estudiar cómo afrontarlo

Fachada principal del Ayuntamiento de La Laguna. / DA

El nuevo Gobierno tripartito de La Laguna (PSOE-Unidas se puede-Avante) se ha encontrado a su llegada al Ayuntamiento con la sorpresa de más de 23 millones de euros en facturas pendientes de pagar desde el año 2010, según los estudios y cálculos realizados desde el área de Hacienda del Consistorio, con el concejal Alejandro Marrero al frente.

En concreto, el total de facturas pendientes de abonar, desde el año 2010 a 20 de junio de 2019, asciende a 3.210, que suman 23.140.959,66 euros, habiéndose liquidado ya algunas de ellas a lo largo de la semana pasada, según apuntó el edil. Asimismo, de entre las áreas municipales, la de Fiestas es la que más deuda acumula. “Nos hemos encontrado con una situación muy complicada en las cuentas del Ayuntamiento, que casi podríamos calificar como crítica”, afirmó al respecto el nuevo alcalde lagunero, Luis Yeray Gutiérrez, quien destacó que “varias áreas municipales ya no cuentan con capacidad presupuestaria, cuando aún estamos a mitad de año, por lo que nos veremos obligados a una mayor contención del gasto y a priorizar aquellas inversiones realmente necesarias para los vecinos y vecinas de La Laguna”.

Por ello, la Junta de Gobierno local se reunirá el próximo martes para “trasladar y hacer público el estado de cada área, además de solicitar de manera inmediata que, en aquellas áreas con cuantías económicas elevadas que se están adeudando, se inicie una auditoría parcial de todas aquellas cuestiones que entendamos que hay que hacer”, explicó el alcalde. Un encuentro en el que, además, se abordará cómo se va a trabajar para afrontar esta cuantiosa deuda.

Desde que el nuevo equipo de gobierno llegase al Ayuntamiento han estado denunciando que se están encontrando “con una importante serie de facturas impagadas en la mayoría de los servicios, lo que nos obliga a atender los casos más urgentes de acuerdo con los informes de tesorería, para que las empresas no se vean afectadas por esta situación de morosidad”, afirmó Alejandro Marrero el pasado martes, cuando anunció que el Consistorio ha tenido que abonar a la empresa concesionaria del servicio de limpieza en instalaciones municipales y centros escolares del municipio la cantidad de 1.526.000 euros en concepto de pagos atrasados.

De hecho, desde enero de 2019 el Ayuntamiento había dejado de abonar estas facturas, con lo que se había acumulado una deuda de 1.908.000 euros en seis mensualidades.

Una situación similar se ha producido también con la empresa que presta el servicio de socorrismo en la zona del litoral. El Consistorio ha abonado casi 100.000 euros por seis facturas atrasadas, correspondientes al ejercicio 2018.