Inmigración

Nueva tragedia en aguas canarias con seis inmigrantes muertos

Solo cuatro ocupantes sobrevivieron tras estrellarse su patera contra las rocas en la costa de Teguise, en Lanzarote, justo donde hace 10 años murieron 25 personas

Rescate del cuerpo sin vida de uno de los fallecidos ayer en las costas de Lanzarote. la Voz de Lanzarote
Rescate del cuerpo sin vida de uno de los fallecidos ayer en las costas de Lanzarote. la Voz de Lanzarote

Al menos seis personas murieron ayer al volcar una patera que llegó de madrugada a la costa de Lanzarote, en un naufragio en el que hay cuatro supervivientes, mientras que varias personas (se estima que entre cinco y seis) permanecen desaparecidas. Sobre el número de fallecidos, es menester puntualizar que, al cierre de esta edición, uno de los cadáveres no había podido ser rescatado tras llevárselo un golpe de mar lejos de la costa. Hace apenas una semana, otras cuatro personas fallecieron y otra más se encuentra desaparecida tras quedarse a la deriva un cayuco que milagrosamente fue encontrado por un petrolero, lo que evitó que el número de muertos fuera aún mayor.

Se da la circunstancia de que, durante estos mismos días, Salvamento Marítimo también rescató a los 151 integrantes de un cayuco más que también navegaba a la deriva al sur de Gran Canaria.

Respecto a la embarcación de ayer, una patera que presumiblemente partió desde Marruecos, llegó a la una de la madrugada a la zona de Caleta de Caballo, dentro del término municipal de Teguise, según el testimonio de los supervivientes, que informaron de que el total de ocupantes serían unos quince o dieciséis, aunque otras fuentes apuntaron a doce o catorce, informa Efe.

Los cuatro ocupantes de la patera salvaron la vida después de que la embarcación volcara en una zona rocosa cercana a la costa y llegaron por sus propios medios a tierra. Un vecino los vio y avisó a la Policía Local, que a su vez lo comunicó a la Guardia Civil.

Los cuatro supervivientes, varones de origen magrebí, fueron atendidos en la misma playa por la Cruz Roja, que informó de que uno de ellos podría ser menor de edad. Dichos supervivientes presentaban buen estado de salud y no necesitaron ser trasladados a ningún centro sanitario.

Tras saber de lo acaecido, las autoridades desplegaron un amplio dispositivo sanitario y de búsqueda con medios terrestres marítimos y aéreos en el que participan Salvamento Marítimo, Guardia Civil, Grupo de Emergencias y Salvamento del Gobierno de Canarias y Bomberos, entre otros.

Inicialmente se recuperaron del mar tres cadáveres y posteriormente se encontraron otros dos. Luego se vio al sexto, pero el golpe de mar impidió rescatar este cuerpo sin vida.

En cuanto a los desaparecidos, fue el delegado del Gobierno en Canarias, Juan Salvador León, quien calculó que son entre cinco o seis los posibles desaparecidos de la patera naufragada.

León indicó además que el aumento en la llegada de pateras a Canarias en los últimos días se ha podido deber al buen estado de la mar, pero en las últimas horas la situación ha cambiado sustancialmente a peor, lo que puede haber influido en el naufragio de la patera frente a la costa de Lanzarote.

El representante del Gobierno estatal en las Islas aseguró igualmente que el dispositivo que busca a los desaparecidos es el máximo posible, aunque reconoció que será muy difícil rescatar con vida a alguna persona más dado el mal estado del mar.

Sobre dicho repunte, el jefe de la Unidad de Análisis de Riesgo de Frontex, Carsten Simon, dijo ayer que supone “un cambio” que “encaja dentro de un escenario más grande”. “Hemos visto un pequeño incremento, pero lo anticipábamos y está bajo control”, sostuvo Simon ayer en la capital grancanaria durante la inauguración de la segunda reunión anual de la Comunidad de Inteligencia África-Frontex (AFIC) que se celebra estos días en Casa África, en Las Palmas de Gran Canaria.

Según el jefe de la Unidad de Análisis de Riesgo de la agencia europea, se están produciendo “pequeños cambios y modificaciones” en cuanto a la frontera externa de la Unión Europea (UE), algo que se ha hecho notable “en la ruta del Mediterráneo occidental, sobre todo en las rutas entre Argelia y Marruecos hacia España”. “Lo que esperamos es que todas las personas que ya no pueden cruzar el Mediterráneo por este lugar, busquen rutas alternativas para intentar alcanzar la UE”, señaló.

Cabe recordar que este año se cumple el décimo aniversario de una de las tragedias más conocidas en esta ruta canaria de la migración irregular por vía marítima. Fue en Los Cocoteros, costa rocosa del noreste de Lanzarote, también en el municipio de Teguise. En la noche del domingo 15 de febrero de 2009, una patera con 31 inmigrantes magrebíes a bordo (19 de ellos menores de edad) impactaba contra una roca y naufragaba a escasos metros de la costa conejera. La mayoría de los tripulantes, que portaban abundante ropaje para combatir el frío, se fueron al fondo del mar “como piedras pesadas”, según el relato de un testigo. El accidente sembró de cadáveres la costa de Teguise, y 25 personas murieron ahogadas. Los gritos de desesperación de los inmigrantes que luchaban por no hundirse alertaron a un grupo de vecinos, que intentó sin éxito socorrerlos lanzándoles unas cuerdas.

“Lo del efecto llamada, sin fundamento intelectual”

El director general de Casa África, José Segura, dijo ayer, en relación a unas declaraciones del líder de Vox, Santiago Abascal, en las que éste ha afirmado que se está produciendo un “efecto llamada” en la llegada de inmigrantes a España, que dichas afirmaciones “no tienen ningún fundamento intelectual sólido.