inmigración

Torres: “No tenemos confirmación de que haya habido irregularidades en las devoluciones”

"Es un derecho, como lo es asilo o el acogimiento, y nosotros somos un pueblo migrante", detalló el presidente del Gobierno canario
La llegada de pateras a Canarias se ha multiplicado desde el año pasado al actual. DA

El presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres, ha afirmado que las devoluciones de inmigrantes se hacen respetando “absolutamente y de manera escrupulosa” los Derechos Humanos y ha aseverado que no le consta que Mauritania envíe a Mali las personas expulsadas por España.

En una entrevista con Efe, explica que ha recibido información, incluso por escrito, de cómo se lleva a cabo la devolución de inmigrantes irregulares y no tiene confirmación de que, como han denunciado varias ONG, los malienses sean devueltos por Mauritania a su país, contra el criterio de Naciones Unidas.

Torres indica que la petición de asilo se tramita con los protocolos establecidos y “hay quienes lo han pedido y lo han logrado y quienes lo han pedido y se les ha denegado, porque no les corresponde”.

“Las devoluciones se llevan haciendo años. En los últimos, se han hecho devoluciones a Senegal y a Mauritania, como se hace ahora a través de convenios entre países que buscan una solución a la inmigración legal”, agrega el presidente canario.

Torres insiste en que todo el proceso “respeta absolutamente y de manera escrupulosa los Derechos Humanos” y señala que de eso no tiene duda “pero si la hay, habrá que buscar las fórmulas para que se disipen”.

En su opinión, lo que no puede ser es que “ante el drama de personas que tienen que huir de su casa y perdiendo la vida en muchos casos, no se actúe con los protocolos máximos de seguridad”.

A su juicio, hay que trabajar en el origen para que los inmigrantes irregulares “no salgan”, en el auxilio y la acogida cuando salen y en los procesos de devolución de acuerdo con la ley.

“Mal vamos haciendo de esto criterios partidarios, muy mal. Yo era alcalde de Arucas en 2006 (en el apogeo de la crisis de los cayucos). En Canarias gobernaban el PP y CC, el presidente era de Coalición. A mí se me llamó desde la Consejería de Derechos Sociales para ver si el Ayuntamiento de Arucas era capaz de acoger a jóvenes de Mali. Y los acogimos en el municipio sin tener la competencia”, señala Torres.

Agrega que no le importó el color del Gobierno de Canarias ni del Gobierno de España porque había que buscar soluciones a un problema y “eso solo se hace desde la solidaridad”.

Y remarca que la migración “es un derecho, como lo es asilo o el acogimiento, y nosotros somos un pueblo migrante”

TE PUEDE INTERESAR