tenerife

El Cabildo perimetra la termita y controla cinco de sus seis focos

La Corporación informa de que los 1.500 cebos puestos este año han reducido las colonias activas, mientras que la colocación de 6.000 balizas ha servido para evitar el avance de la plaga
Los próximos meses se realizará una campaña para trasladar a los vecinos cómo actuar ante la termita. FOTO: Fran Pallero
Los próximos meses se realizará una campaña para trasladar a los vecinos cómo actuar ante la termita. FOTO: DA
Los próximos meses se realizará una campaña para trasladar a los vecinos cómo actuar ante la termita. FOTO: DA

La termita americana que asolaba varios territorios de Tenerife se encuentra perimetrada y cinco de los seis focos detectados están ya controlados. Así lo comunicaron ayer el presidente del Cabildo de Tenerife, Pedro Martín, y la consejera insular de Gestión del Medio Natural y Seguridad, Isabel García, durante una comparecencia ante los medios de comunicación para explicar los avances en los trabajos para la erradicación de esta plaga.

El presidente de la Corporación informó de que “la buena noticia” en este sentido es que se ha reducido el número de focos activos” de la Reticulitermes flavipes, un hecho que atribuyó a la instalación de alrededor de 1.500 cebos durante este año.

Además, Martín trasladó que se han colocado unas 6.000 balizas que han servido para detectar los lugares en los que pudiera estar presente la termita y hasta ahora no se han detectado nuevos focos, lo que indica que se ha logrado establecer un perímetro.

“Las termitas nos sorprendían a principios de año con una potente expansión y para nosotros era fundamental paralizar este problema. Afortunadamente, los datos que tenemos nos dicen que ahora sí estamos perimetrando la extensión de esta plaga”, celebró Martín.

El presidente insular explicó además que en un principio las actuaciones para perimetrar el área afectada por la Reticulitermes flavipes se centraban en colocar cebos únicamente en suelos urbanos.

Sin embargo, esta estrategia no funcionó e implicó que las termitas rompieran el perímetro. A partir de entonces, los trabajos se han realizado también en suelo rústico y “se ha logrado controlar la plaga”, dijo Martín.

Durante los próximos meses de noviembre, diciembre y enero se espera que se produzca la denominada “fase alada” o “fase reproductiva” de la termita americana, que es aquella en la que más rápidamente se produce su expansión.

Por este motivo, la siguiente fase de los trabajos implica “introducir feromonas para ver si estas son capaces de atraer a esas colonias y captar la expansión”, contó el presidente del Cabildo.

De forma paralela, la institución llevará a cabo una campaña de concienciación dirigida a los vecinos de los municipios afectados con el fin de que estos conozcan cómo deben actuar en el caso de detectar la presencia de la Reticulitermes flavipes.

Por su parte, Isabel García especificó cuáles son los focos que se han detectado hasta la fecha. En Arona, Garimba, Los Naranjeros, Parque Atlántico y Los Collazos la termita está controlada.

La consejera de Gestión del Medio Natural trasladó además que solo el foco de La Barranquera, “el más complejo debido a que las colonias se mueven de forma dispersa y caprichosa”, aún no puede darse por controlado y exige “profundizar más”.

Hasta final de año, García avanzó que la Corporación estima colocar un total de 4.000 cebos, mientras que de cara a 2021 se espera “continuar con este ritmo de trabajo ya que los trabajos contra esta plaga no se pueden interrumpir si deseamos que la termita remita”.

Junto al Cabildo trabajan también distintas administraciones, como los ayuntamientos de La Laguna y Tacoronte, lo que según García “ha permitido tener unas parcelas donde recoger los elementos contaminados previo aviso y tratarlos para que no causen mayores problemas”.

Dado que esta plaga es de reciente aparición, el Consejo Superior de Investigaciones Científicas y la Universidad de La Laguna están realizando una investigación sobre cómo avanza este insecto, si es capaz de trasladar el biocida a otros elementos vegetales o cuál es la persistencia del elemento químico en el territorio. “Es un estudio pionero”, alabó la consejera.

TE PUEDE INTERESAR