economía

Canarias ve con ilusión la reactivación turística con el ‘pasaporte sanitario’

La Unión Europea presentará el próximo día 17 una propuesta para poner en marcha un documento que permitirá recuperar la movilidad segura y que España reclama que entre en vigor antes de verano
Todos los sectores vinculados con el turismo tienen puesta su esperanza en que el pasaporte digital verde relance la actividad turística. Sergio Méndez
Todos los sectores vinculados con el turismo tienen puesta su esperanza en que el pasaporte digital verde relance la actividad turística. Sergio Méndez

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, anunció ayer que el próximo día 17 presentará una propuesta legislativa para crear un pasaporte digital verde COVID-19 válido en toda la Unión, cuyo objetivo es recuperar la movilidad y facilitar los viajes. La propuesta estará aprobada y operativa para el verano, para salvar así la temporada turística.

El nuevo documento servirá de prueba para acreditar que una persona ha recibido la vacuna contra la COVID-19, pero también podrá incluir los resultados de pruebas PCR para personas que todavía no se han podido vacunar o información de que su titular ha pasado la enfermedad y se ha recuperado, y, por tanto, tiene inmunidad natural. De este modo, la Comisión quiere calmar la inquietud sobre el “riesgo de discriminación” y respetará la protección de datos, seguridad y privacidad. Este pasaporte debe facilitar la vida de los europeos. El objetivo es permitir gradualmente que puedan moverse de forma segura por trabajo o por turismo dentro y fuera de la UE.

Pero para que este documento que facilitará los viajes sin pruebas PCR ni cuarentenas esté listo, los Estados tendrán que avanzar rápidamente en los preparativos y el despliegue, tras alcanzar un acuerdo sobre los datos que debe incluir.

Antes de verano

La vicepresidenta tercera y ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital del Gobierno español, Nadia Calviño, aseguró ayer que este pasaporte sanitario COVID “tiene que llegar antes de verano”, por lo que el Ejecutivo ha formado un grupo de trabajo entre Ministerios para conseguir ponerlo en marcha “sin poner en riesgo” cuestiones como la protección de datos o incurrir en una discriminación entre ciudadanos.

“Naturalmente tiene que llegar antes de verano, España es el país que tiene mayor interés”, reiteró, incluso hay países de fuera de Europa “también interesados en que vea la luz” cuanto antes un instrumento armonizado para poder “recuperar con seguridad el turismo”. En cualquier caso, Calviño afirmó que el “objetivo prioritario” es reactivar el turismo y destacó que tras el anuncio del Reino Unido sobre la certificación de vacunación “el número de reservas se ha disparado” ante la posibilidad de que puedan volver a España. “Son noticias muy positivas que nos hacen pensar que la recuperación va a ser muy potente, pero hay que dar los pasos adecuados para no ponerla en riesgo”, reiteró.

La ministra de Turismo, Reyes Maroto, señaló en la misma línea que el uso del pasaporte de vacunación se generalizará en verano. “Desde luego, creemos que será en verano cuando el uso se generalice”, pero “necesitamos un volumen de población vacunada que garantice que esa movilidad es segura”, aseguró.

Fraga espera un ‘boom’

Por último, el presidente de la Asociación de Municipios Turísticos de Canarias, José Miguel Rodríguez Fraga, se mostró partidario de implantar el pasaporte de vacunación para facilitar los desplazamientos y consideró que “si por ahí se abre la vía, turísticamente vamos a estar muy bien”. “La esperanza que tenemos es que para verano esto ya pueda arrancar”, indicó en la SER.
Incluso, el alcalde adejero se mostró optimista de cara al impulso de la actividad en verano. A juicio de Rodríguez Fraga, “va a haber un boom turístico”, pero para que esta situación ocurra, lo condicionó, además de al pasaporte de vacunación, al importante “avance en la vacunación” y que esta “sea masiva” para apuntalar así un sistema que “garantice mínimamente la seguridad”.

TE RECOMENDAMOS