cultura

El Gobierno crea el Instituto Canario de Desarrollo Cultural

El ICDC, que sustituye a Canarias Cultura en Red, se inscribe en un modelo de gestión para el sector que busca propiciar un acceso más igualitario y favorecer el progreso social y económico
El Instituto Canario de Desarrollo Cultural es fruto de un proceso iniciado hace un año y medio. / DA

El Gobierno regional ha aplicado una profunda transformación estructural en la empresa pública Canarias Cultura en Red, iniciada hace año y medio para dar un mayor impulso a la política cultural y hacerla más accesible a la ciudadanía. Las nuevas fórmulas de trabajo pivotan sobre tres ejes, orientados al desarrollo social y comunitario, al derecho a la cultura y a la aportación al desarrollo económico.

La renovada filosofía de gestión se identifica también con el cambio de nombre de esta herramienta pública, que pasa a llamarse Instituto Canario de Desarrollo Cultural (ICDC). Con ello se pretende que la ciudadanía y el sector profesional de la cultura identifiquen la nueva forma de trabajo en la gestión de políticas activas de ámbito autonómico. La renovación permite desempeñar un papel más determinante en el desarrollo de políticas innovadoras y supone otro paso en la nueva gestión y la planificación entre el Gobierno, el resto de instituciones públicas y el sector profesional.

CIUDADANÍA

El viceconsejero regional de Cultura, Juan Márquez, indica que “el nacimiento del instituto es la culminación de un proceso de transformación estructural que permite nuevas formas de gestión, con las que el Gobierno de Canarias no solo patrocina actividades culturales, sino que lidera, diseña y ejecuta nuevas líneas de actuación. Con esto alineamos las nuevas estructuras a la Agenda 2030 y a sus objetivos para el desarrollo sostenible, colocando a la ciudadanía y el derecho a la cultura en la centralidad de nuestra gestión”.

Está previsto que se abran oficinas complementarias a pie de calle en zonas céntricas de ambas capitales, a las que se trasladará parte del personal implicado en aquellos proyectos que requieren mayor cercanía del público y de los profesionales. La nueva estructura organizativa busca que las acciones que desarrolle el ICDC vayan más allá de celebrar una actividad cultural y contribuyan al desarrollo social, comunitario y económico del Archipiélago. Con ese fin se han creado seis unidades de trabajo que agrupan los distintos programas y convocatorias públicas: Artes Escénicas, Música, Artes Plásticas y Visuales, Libro y Fomento de la Lectura, Patrimonio Cultural y Canary Islands Film, que trabajarán, asimismo, de manera coordinada.

Desde el Gobierno de Canarias explican que este cambio ha conllevado el refuerzo del uso de las tecnologías de la información y de la comunicación (TIC) en todos los procesos de apoyo al sector, lo que “ha permitido sacar adelante en los últimos meses un total de 16 convocatorias públicas en régimen de concurrencia competitiva”. “Se trata de una nueva configuración estratégica de la cultura -resaltan-, dirigiendo la acción cultural desde una perspectiva integradora y más democrática, priorizando el acceso igualitario, la participación activa, la atención y la visibilidad de todos los colectivos, en particular de los más vulnerables y en riesgo de exclusión”.

TE RECOMENDAMOS