sociedad

Piden que los usuarios de patinetes eléctricos reciban una formación obligatoria

Sobre la mesa está crear un modelo de examen que evalúe "las habilidades del conductor en cuanto a la percepción del riesgo"
A la circulación en patinete se le aplica la misma norma que a las bicis. DA
A la circulación en patinete se le aplica la misma norma que a las bicis. DA

El presidente de la Confederación Nacional de Autoescuelas (CNAE), Enrique Lorca, ha abogado por que se implemente una formación intensiva y concreta, “de unas cuatro horas, una mañana o una tarde”, para los usuarios de vehículos de movilidad personal (VMP), como patinetes eléctricos y bicicletas, porque “van a compartir la vía con el resto de usuarios”.

“No reciben ningún tipo de formación”, ha criticado Lorca durante su comparecencia ante la Comisión de Seguridad Vial del Congreso de los Diputados con ocasión del programa de trabajo sobre la Estrategia Española de Seguridad Vial 2021-2030.

En este sentido, Lorca ha argumentado que la Sociedad Española de Medicina Intensiva Crítica y Unidades Coronarias ya alertó hace unas semanas del incremento notable de ingresos en UCI por traumatismo cranoencefálico y otro tipo de lesiones del usuario de este tipo de vehículos de movilidad personal“.

Por su parte, el presidente de la Federación de Autoescuelas de Cataluña (FAC), Raúl Viladrich i Castellanas, ha dicho que en la actualidad hay “una revolución” con los vehículos de movilidad personal, carsharing, motocicletas, en lo que es “una movilidad más activa, una movilidad más sostenible y más respetuosa con el medio ambiente, que huye de ese individualismo del vehículo propio que hace unos años imperaba en la ciudad”.

Para afrontar esta nueva movilidad, Viladrich i Castellanas ha defendido la necesidad de “pacificar los nuevos medios de transporte con los existentes, hacer pedagogía”, es decir, “educar y formar a los conductores existentes y a los nuevos conductores de esta nueva movilidad sostenible”.

En su intervención, Lorca ha planteado la necesidad de crear unos módulos específicos de formación vial orientados a la concienciación de los riesgos al volante y de la siniestralidad, y ha detallado que estos modelos deberían ser obligatorios y presenciales durante su formación del carnet de conductor.

“La concienciación, bajo nuestro punto de vista, todavía tiene mucho terreno por delante y es una asignatura que tenemos pendiente”, ha expresado el presidente de CNAE, quien ha defendido también la necesidad de la formación en seguridad vial “a lo largo de la vida”.

CAMBIOS EN EL MODELO DE EXAMEN

Lorca ha apostado además por modificar el modelo de examen de modo que permita evaluar las habilidades del conductor en cuanto a la percepción de riesgo. Esta percepción del riesgo, ha defendido Lorca, es clave para reducir las cifras de siniestralidad en carretera. Además, ha pedido que el examen práctico incluya la evaluación de la conducción en vías convencionales, ya que “tres de cada cuatro fallecidos fuera de poblado ocurre en carreteras convencionales”.

En relación con la falta de examinadores de Tráfico, ha reconocido “la labor que está haciendo la DGT, en primera persona su director general, Pere Navarro, la secretaria general, su directora y sus equipos, porque están poniendo toda la carne en el asador y están intentando que este problema pase a la historia”. “Necesitamos imperiosamente horas extraordinarias para este verano porque tenemos muchos alumnos que están que están esperando”, ha añadido.

“A la hora de programar la enseñanza las autoescuelas, es muy importante tener la certeza, una fecha de examen, pero no solamente la fecha de examen, sino que podamos examinar a los alumnos que tenemos preparados porque sino se trastoca esa formación y eso afecta también a la seguridad vial”, ha advertido, para después pedir a los grupos parlamentarios “que arrimen el hombro, que sean constructivos, que no lo utilicen como un instrumento político” y que solucionen “de una vez por todas el problema del número de examinadores”.

DIGITALIZACIÓN DE LOS PROCESOS

En representación de la Plataforma de Autoescuelas Digitales (PAD), Miguel González ha indicado que la organización apuesta por una digitalización de los procesos para conseguir un modelo “más sostenible y eficiente”; eliminar los trámites presenciales entre autoescuelas y DGT; y reforzar la interacción entre los ciudadanos y la DGT por medios electrónicos.

“A día de hoy, la formación digital está plenamente integrada y reconocida en cualquier modelo educativo y la formación vial no puede quedarse atrás”, ha manifestado González, al tiempo que ha pedido a la Comisión y a la Administración “que cumpla con el mandato legal” recogido en el artículo 70 bis de la Ley Orgánica de Educación, sobre el desarrollo de iniciativas formativas y elaboración de materiales didácticos en soporte electrónico.

Según ha argumentado, “el modelo actual de autoescuela no es atractivo para los alumnos más jóvenes, para los futuros conductores y, por lo tanto, hay que repensarlo, hay que remodelarlo”. Así, ha apuntado que las autoescuelas han de ser “las primeras responsables” y estudiar cómo pueden mejorar el modelo para adaptarse a las nuevas generaciones.

Por su parte, el presidente de la Federación de Autoescuelas de Cataluña (FAC), Raúl Viladrich i Castellanas, también ha denunciado la falta de examinadores en Cataluña, donde hay “un atasco de unos 80.000 alumnos”.

“Y no son números, son personas que esperan el permiso para ir a trabajar, para superar una oposición, para poder ir a estudiar y la obtención del permiso de conducir no es un lujo, es una necesidad social, una mejora laboral de la que les estamos privando”, ha comentado Viladrich i Castellanas.

TE RECOMENDAMOS