tenerife

El Sur de Tenerife recupera el pulso turístico con el 85% de ocupación hotelera

Empresarios del sector confirman a DIARIO DE AVISOS las “ilusionantes” expectativas para la temporada de invierno, pero reconocen su inquietud por la espiral de contagios en Reino Unido y Alemania
Foto: Fran Pallero

La recién estrenada temporada turística de invierno sonríe al sur de Tenerife después de casi un año en blanco por la pandemia, aunque con ciertas reservas por el aumento de contagios en Europa. El sector, que muestra un prudente optimismo, no quiere lanzar las campanas al vuelo y permanece atento a la evolución al alza de los positivos en los principales mercados emisores europeos (Reino Unido y Alemania). Pero la tendencia augura una ocupación parecida a la registrada en 2019, antes de la COVID.

Valga como ejemplo la previsión de vuelos de AENA en Tenerife Sur. Las compañías aéreas han programado para la temporada de invierno (entre noviembre y marzo) un total de 6,4 millones de plazas, un 25% más que en 2019. Para el conjunto de aeropuertos de las Islas se esperan 25,6 millones de asientos disponibles (un 20% más que hace dos años). Los datos de la Consejería de Turismo van en la misma dirección y, por lo pronto, prevé cerrar este año con más de seis millones de visitantes, uno más que el cálculo anterior realizado por este departamento.

El Archipiélago confía en recuperar el grueso de su conectividad con 140 destinos desde este mes, y el sur de Tenerife lleva la voz cantante de una orquesta que ha vuelto a ocupar sus asientos y empieza a interpretar una partitura que solo una nueva ola de contagios –y la consiguiente vuelta a las restricciones severas- podría emborronar. De ahí que el sector avance con pies de plomo y los radares bien afinados.

Las cifras de la patronal hotelera apuntan alto. El cero turístico que hundió hace poco más de un año en un inédito apagón al principal sector económico canario, se ha convertido hoy en más del 92% de la planta hotelera y extrahotelera operativa en el sur de la Isla. Trasladado a número de camas significa que de las 73.553 que conforman la oferta en la comarca, 70.479 ya están en el mercado. Es más, las previsiones de Ashotel auguran que el 100% de las plazas estarán disponibles antes de final de año.

La World Travel Market ha insuflado aún más optimismo a los representantes institucionales y hoteleros. Según explicó la consejera de Turismo, Yaiza Castilla, el mercado británico, primero en importancia para las Islas y también para el Sur, registrará un crecimiento del 12,5% para los meses de invierno. Una cifra que, con permiso de la COVID, podría incluso mejorar por dos factores: el frío invierno que empieza a golpear al Reino Unido y, como apuntan los operadores turísticos, por las ganas de viajar de un amplio segmento de la población británica.

María Victoria López, presidenta del Grupo Fedola y vicepresidenta de la patronal Ashotel, confirmó a este periódico que la ocupación hotelera en el Sur alcanza el 85%. “Casi toda la planta alojativa está abierta y estamos notando que los clientes permanecen más días y consumen mucho fuera de los hoteles, se ve más alegría en la calle”, indicó la empresaria tinerfeña, que calificó la tradicional temporada alta de “interesante” y parecida a la de 2019. “Será un buen invierno si no pasa nada”, recalcó.

“Hemos recuperado la ilusión, los hoteles nos hemos adaptado a la situación actual, con restricciones que respetan los huéspedes, pero todos debemos ser muy responsables para contener los contagios”, pidió López. A su juicio, “el mundo ha cambiado y los turistas también, se está fraguando una nueva forma de viajar y las empresas dan muestras de una mayor habilidad para adaptarse a los nuevos tiempos”.

Para el empresario hotelero y presidente del Foro de Amigos del Sur de Tenerife (FAST) José Fernando Cabrera, “las expectativas son prometedoras y, de mantenerse la tendencia actual, podemos repetir los resultados de hace dos años”. Eso sí, reclamó más controles sanitarios en los aeropuertos de las Islas “para que no se nos venga todo abajo”, y recordó que las estadísticas indican que el número de contagios crece, sobre todo, en las zonas turísticas.

“Un nuevo batacazo pondría las cosas muy difíciles y costaría una barbaridad recuperarnos otra vez, así que nos jugamos mucho”, advirtió, y reclamó la puesta en marcha de una campaña dirigida a fomentar la vacunación entre las personas más reacias a recibir su dosis de inmunización. “La gran mayoría de los ingresos en los hospitales por COVID son personas que no se han vacunado. Se ha hecho un gran trabajo con el 80% de la población, pero falta convencer al 20% restante”.

Mejor planificación

Por su parte, Roberto Ucelay, presidente del Círculo de Empresarios del Sur de Tenerife (CEST), confirmó las expectativas favorables para el sector. “Noviembre será un mes muy bueno y lo más importante es que las reservas de clientes en alojamientos, tanto en hoteles, aparthoteles como en vivienda vacacional se reciben con dos y hasta tres meses de antelación, algo que hasta septiembre no sucedía, lo que permite planificar una ocupación alta”.

Ucelay, incluso, fue más allá y subrayó sus “buenas sensaciones” para el verano de 2022, “siempre y cuando se ponga freno a la COVID-19”.

Frente al avance de la pandemia en el Reino Unido y Alemania, el presidente del Cabildo, Pedro Martín, ha pedido que se tomen nuevas medidas de control del coronavirus, entre las que destacó el refuerzo de controles sanitarios en los aeropuertos y complejos turísticos. En ese sentido, apeló a la “buena experiencia” de estas medidas adoptadas en anteriores olas del virus. “Todos debemos ser conscientes de lo que nos jugamos”, insistió.

TE RECOMENDAMOS