sanidad

Fernando Otón (HUC): “El aumento de cáncer de pulmón en el Archipiélago es muy preocupante”

Hoy se celebra el Día Mundial contra el Cáncer 2022, una fecha para concienciar a la población sobre la detección temprana, actuar en la prevención y el control de esta enfermedad

Hoy se celebra el Día Mundial contra el Cáncer 2022, una fecha para concienciar a la población sobre la detección temprana, actuar en la prevención y el control de esta enfermedad que ve cómo aumentan los registros en el cáncer de pulmón, absolutamente prevenible erradicando el tabaco y manteniendo hábitos de vida saludables. Fernando Otón Sánchez, jefe de oncología radioterápica del HUC, muestra en esta entrevista con DIARIO DE AVISOS su preocupación por el aumento del cáncer de pulmón.

¿Cómo está la situación de los pacientes con cáncer en Canarias bajo esta pandemia?

“Los hospitales son conscientes de que hay que sobrellevar la pandemia de la COVID, pero no por eso podemos abandonar los tratamientos de los pacientes oncológicos, e incluso en el HUC casi no se han suspendido los quirófanos, y cuando se ha suspendido una operación, no lo ha sido para un paciente oncológico. En cuanto al resto de tratamientos de quimioterapia y radioterapia, se han desarrollado con los condicionantes de la propia infección que puedan coger los pacientes oncológicos. Hemos aumentado el número de pacientes oncológicos tratados”.

-¿Se siguen diagnosticando precozmente estos tumores o algunos han llegado en estadios más avanzados por la COVID?

“He oído a especialistas que han dicho que han notado que hay pacientes que han tenido ciertos reparos en consultar los síntomas que han tenido y han tardado algo más, pero mi propia impresión no es esa, en mi área no ha afectado especialmente en la patología ni en cuanto a número ni en cuanto a estadios de gravedad”.

-¿Hay una prevalencia mayor de un tipo de cáncer sobre otro?

“Como en la mayoría de las poblaciones occidentales, si sumamos ambos sexos, el más frecuente es el tumor colorrectal, y si los consideramos por sexos, entre las mujeres el cáncer más frecuente es el de mama, y entre los hombres es el de próstata. Es más o menos lo que ocurre en la Península y en otros países de Europa. Nos movemos en los mismos parámetros”.

-¿Se ha producido un incremento de tumores de pulmón, sobre todo en mujeres?

“Es cierto que está aumentando entre las mujeres, y si en algo nos diferenciamos en Canarias con respecto a la Península y Europa es precisamente en ese aumento de las incidencias y la mortalidad de cáncer de pulmón en mujer. Esto es especialmente grave, porque es un tumor que no tiene un buen pronóstico, todavía produce bastante letalidad y, además, es un tumor bastante evitable, porque está relacionado con el consumo de tabaco. Es muy preocupante que el cáncer de pulmón esté aumentando en el Archipiélago”.

-¿Qué le parecen esas nuevas fórmulas como el vapeo?

“Hay que investigar y ver qué efectos tiene a largo plazo, todavía no lo sabemos todo. Hay que ser muy prudentes, porque es relativamente nuevo. Lo más favorable es que la gente que tenga el hábito de fumar lo abandone, y si lo que se logra es modificar ese hábito hacia el vapeo tampoco es tan favorable, sería mejor que lo dejara, porque el vapeo también tiene efectos. Es peligroso que la gente se sienta inducida a no abandonar el hábito del tabaco, porque encuentra una alternativa que no le impide fumar o vapear en determinados ambientes, terrazas o interior de locales”.

-¿Cómo está la investigación sobre el cáncer y hacia dónde va?

“Lo que define la investigación y el progreso en los últimos años es la precisión. No solo la tecnología en la cirugía, que es cada vez más precisa y se utiliza más la robótica, sino en la radioterapia, ya que ahora hacemos cosas que antes ni soñábamos, y cada vez se utiliza menos la quimioterapia generalista y se seleccionan las células que tienen que eliminarse. Pero también en los tratamientos sistémicos y los fármacos estamos llegando a la precisión. Cada vez más buscamos el segundo y el tercer apellido de cada tumor para saber cuál es el fármaco que específicamente le va a ser útil a ese tumor de ese paciente concreto, mientras a otro no le haría nada. Esos genes activados ocasionan unas características muy específicas que le pueden conferir un pronóstico peor. Si actuamos con un fármaco específico para ese subtipo genético estamos mejorando el pronóstico en los casos más agresivos”.

-¿Qué le diría a la sociedad para activar la prevención?

“Hay que seguir animándola a que acuda a los cribados y así coger los tumores en estadios precoces. La probabilidad de fallecer cuando se diagnostica mejora cada año entre un 1% y un 2%. También mejoran los tratamientos. Hay que evitar los factores de riesgo, como el tabaco.

TE RECOMENDAMOS