cultura

Helado Negro para el verano

El músico estadounidense de origen ecuatoriano, icono de la modernidad en EE.UU., actúa en junio en el Puerto de la Cruz
Helado Negro participa el 5 de junio en el Tenerife Digital Nomad Fest. / DA

Uno de los muchos alicientes del Tenerife Digital Nomad Fest (Tednomad) es su oferta musical.La muestra dedicada a la reflexión sobre el cambio en la forma del ser humano de relacionarse con el trabajo y las nuevas tecnologías, que se desarrollará del 2 al 5 de junio en las instalaciones del Lago Martiánez del Puerto de la Cruz, servirá de escenario para las actuaciones de Los Pilotos (día 2), Ángel Stanich (3), Le Boom (4), además de Helado Negro (día 5), uno de los iconos de la modernidad americana, que actuará por primera vez en las Islas Canarias dos días después de haber dejado su huella en el escenario del Primavera Sound.

Helado Negro es el reflejo musical de Roberto Carlos Lange, hijo de padres ecuatorianos criado en el sur de Florida. Desde su actual residencia en Brooklyn ha moldeado su figura artística componiendo en inglés y en castellano en un proyecto musical que se ha forjado tanto como su propio relato personal como la tribuna política desde donde se expresa. Las invitaciones para su actuación en Tenerife, que dará comienzo a las 22.00 horas, ya se pueden conseguir a través de la web www.tenerifedigitalnomad.org.

Desde 2009, Lange ha creado música ambiental y casi onírica. En seis álbumes de estudio y cinco EP ha juntado sintetizadores lunares, loops de cinta y grabaciones de campo en suaves composiciones experimentales que meditan sobre la identidad migrante, la sanación y la tranquilidad: “Me gusta muchísimo hacer música, lo disfruto, pero, a la vez, es algo que tengo que hacer porque es parte de mí: lo necesito sacar. Y lo hago todos los días, porque es lo quiero hacer. No es un trabajo, no lo veo para nada así, aunque tengo la buena fortuna de poder vivir de ello”.

En 2019 recibió subvenciones de United States Artists y la Fundación para las Artes Contemporáneas, que destacaron su enfoque envolvente y multidisciplinario para las artes escénicas, sonoras y visuales. Far In, su primer disco para el inquebrantable sello independiente 4AD, lleva sus sutiles himnos a lo que podría ser su mayor audiencia hasta el momento. Sus letras son todo un mundo en el que la realidad y la imaginación conviven a la perfección: “Es fácil perdernos en la fantasía, pero también hay que recordar que hay cosas que son reales, que son parte de nuestro mundo, parte de nuestras vidas. Tenemos momentos grandes, memorias que nos marcan, sentimos el dolor y las cosas buenas de la vida, siempre hay un poco de todo”.

El fin es algo que le afecta bastante a Helado Negro. Parte de su ansiedad proviene de preocupaciones convencionales, como el envejecimiento (cumplió 41 años este año). Pero otras son consecuencia de las inminentes catástrofes globales, como el temor existencial al cambio climático o la naturaleza en apariencia interminable de la pandemia.

TE RECOMENDAMOS