gastronomía

Candelaria cuenta con un nuevo espacio gastronómico y de copas

La pareja Laura Suárez e Isidro Vera elaboran una carta variada, con toques de fusión, y con atención especial a los postres

Riela Social Club es el nuevo espacio gastronómico y de copas que ha abierto sus puertas no hace todavía ni un mes en el municipio de Candelaria. Está ubicado en Las Caletillas, concretamente en la calle Fayna número uno, y se accede a través de un pequeño paseo donde se han habilitado varias terrazas a diferentes alturas, en una de las cuales hay un comedor acristalado y otra zona reservada para comer o cenar al aire libre. En el resto de espacios nos encontramos con varios jacuzzis, tumbonas para tomar el sol o zonas para degustar cocktails, destilados, cervezas o diferentes tipos de vino y disfrutar del cálido clima de Candelaria.

Todo el espacio está ubicado junto al mar de tal manera que también existe una pequeña piscina natural, donde de momento está prohibido el baño. El proyecto está diseñado para disfrutar, al aire libre, de los espacios que brinda el Riela Social Club y de unos atardeceres viendo romper las olas contra las rocas y con la refrescante brisa marina.

Pero no sólo se pueden degustar cócteles y bebidas, sino también disfrutar de la gastronomía. De ello están encargados la pareja formada por Laura Suárez e Isidro Vera ya conocidos por su proyecto Haba Tonka en La Orotava, que hoy se dedica al asesoramiento y colaboraciones en eventos, bodas, bautizos, etcétera.

Reconocimientos

Además hay que recordar que Laura Suárez, junto a su hermano Víctor Suárez (Haydée), fueron reconocidos ex aequo como Mejor Jefe de Cocina en los XXXII Premios de Gastronomía de DIARIO DE AVISOS, por su trabajo en el Haydée cuando estaban en el Camino Torreón Bajo, en La Orotava. Además Laura disputó el Premio Pastelero Revelación, en la categoría de obrador, que se celebra cada año en Madrid Fusión Alimentos de España.

Suárez y Vera afrontan este proyecto con mucha ilusión y ganas en un espacio rompedor creado para el disfrute de los clientes donde se podrán imaginar que los postres adquieren una especial relevancia.

Este mismo viernes, al mediodía, en una visita se aprecia cómo la zona dedicada a comedor se iba llenando con lo que se aconseja reservar. La carta es variada, con algunos platos con toques de fusión orientales, pensando en el kilómetro 0 y para compartir. Entre horas también se pueden solicitar platos de la carta de snaks, entre los que hay nachos, tacos de cerdo, brioche tartar, bao langostinos o calamares.

La carta

De entrada se puede degustar un pani puri con crema de miso y millo; unas láminas de presa ibérica con manzana caramelizada, helado de barbacoa y queso herreño y la ensaladilla Riela, que se acompaña con piparras y salmón ahumado. También está rico el tartar de atún con salsa picante y las papas pajas. Fuera de carta había ese día unas carrilleras al curry con crujiente de arroz.

El apartado dulce es uno de los fuertes del Riela Social Club de tal manera que se pueden pedir fuera del horario de los almuerzos y cenas. Ese día había un tiramisú y unas milhojas de wan tun con un toque de helado de cardamomo que estaban para repetir.

Otros postres que se pueden degustar son la espuma de chocolate caliente; el lemon pie eléctrico; millo, gofio y lima; nuestra versión del polvito y el helado de palomitas.

El Riela Social Club es un nuevo espacio con una decoración muy cuidada entre paredes blancas y maderas, que permite diferenciar los ambientes y disfrutar de la proximidad del mar y de los atardeceres.

La ubicación de este espacio gastronómico está en la calle Fayna número 1, detrás de las canchas de pádel, que hay frente al hotel Catalonia Punta del Rey, en la Avenida Marítima, 165, de Las Caletillas.

TE PUEDE INTERESAR