Las empresas turísticas de Canarias perfilan su agenda de actividades en la World Travel Market de Londres de principios de noviembre con las dudas sobre las manchas solares que hay en sus cuentas de resultados. Las empresas del sector en Tenerife y centrales sindicales han sellado un acuerdo de moderación salarial ante la crisis de hamacas vacías que se puede observar en los hoteles de las islas a partir del inicio de la temporada de invierno este mismo mes.

Hasta el pasado mes de septiembre era el Brexit pero ahora es también la quiebra de Thomas Cook. La reconversión de la deuda es uno de los grandes debates así como la puesta en escena de dos nuevos protagonistas que andarán muy solicitados de reuniones. Uno de ellos es Triton Partners. La banca nórdica acreedora de Ving preferiría que fuese  quien compre los restos del que fuese veterano operador de turismo. El otro sonará más porque es español: Nautalia.

Los administradores de Thomas Cook Group en Oslo tienen una oferta de la firma de capital privado Triton Partners para su brazo escandinavo. El otro operador que espera ser seducido por los empresarios isleños es Nautalia, que no siempre habría encontrado apuestas claras desde las islas cuando ha tratado de traer a las islas turismo peninsular. Una empresa que comparte accionariado con Nautalia, Wamos Air, ha comprado divisiones euroopeas de Thomas Cook basadas en Bélgica, clave para el negocio del turismo francés en Lanzarote, Fuerteventura y Tenerife.

La oferta de Triton Partners es «altamente preliminar y no solicitada», indicó a Canariasenred este martes una fuente financiera de la empresa. De control de Ving depende buena parte de la llegada de efectivos desde Noruega, Suecia, Finlandia y Dinamarca en esta temporada de invierno. «No hay certeza de que se concluya una transacción con Triton Partners», explicó la misma fuente.

Los administradores concursales de Thomas Cook en Londres están lidiando con un entorno operativo difícil que también ha golpeado a su principal rival TUI AG . El negocio nórdico, como el resto del grupo, ha sufrido un período difícil. El interés de Tritón podría provenir de la compra el año pasado de Sunweb Group, un operador de paquetes turísticos en línea suizo y holandés. Es posible que la aerolínea no atraiga un precio tan alto como la gerencia espera debido a la «sobrecapacidad» en el sector de vuelos de bajo coste.