Caso Las Teresitas: arranca el juicio de un “pelotazo de libro” donde no hay cohecho

En la vista, que se prolongará hasta la primera semana de noviembre, se dirimen peticiones de pena por un total de 52 años de cárcel para un banquillo con políticos, empresarios y técnicos
Lo que iba a suponer la modernización de la playa santacrucera devino en la parálisis de toda mejora para un lugar carente hoy de infraestructuras óptimas para los vecinos. DA
Lo que iba a suponer la modernización de la playa santacrucera devino en la parálisis de toda mejora para un lugar carente hoy de infraestructuras óptimas para los vecinos. DA

Quod non est in actis nos est in mundo (“Lo que no esta en las actas del proceso no esta en el mundo del juicio”). Sirva el clásico adagio procesal como previa del juicio penal por el llamado caso Las Teresitas, definido como un “pelotazo de libro” en un informe de la Intervención General de la Administración del Estado y en el que, sin embargo, finalmente no se acusa por cohecho a pesar de los esfuerzos realizados por la Fiscalía Anticorrupción en tal sentido. Pero no será óbice para que este proceso centre todas las miradas dado que las acusaciones por prevaricación administrativa y malversación de caudales públicos -firmadas en 2006 por los fiscales María Farnés y Luis del Río- conllevan solicitudes de pena que se elevan a 8 años de cárcel y 18 de inhabilitación para los exalcaldes capitalinos Miguel Zerolo y José Emilio García Gómez (entonces portavoz del PP municipal), el exconcejal de Urbanismo Manuel Parejo y el portavoz municipal del PSOE, Emilio Fresco.

La clave de bóveda es la compra del frente de la playa de Las Teresitas (unos 298.000 metros cuadrados) realizada en 1998 por 33,1 millones de euros que los empresarios Antonio Plasencia e Ignacio González Martín (ahora también en el banquillo) llevaron a cabo con un crédito de 33,7 millones concedido por CajaCanarias, en cuyo consejo se sentaban entonces el propio González Martín y Zerolo, justo al albur de una sentencia del Supremo que curiosamente rebajaba la edificabilidad en tales terrenos. Tres años después, el Ayuntamiento de Santa Cruz adquiría el frente de playa por 52 millones y unos terrenos cercanos (Valle de Las Huertas) recalificados como residenciales que luego acabó comprando Mapfre por más de 90 millones. Cinco años después, el Tribunal Supremo anuló la compra de los terrenos por parte del Ayuntamiento y responsabiliza de ello a la corporación, dando paso a unas reclamaciones multimillonarias cruzadas que se dirimen en un proceso civil cuya sentencia espera a ser dictada cuando se agote la vía penal, dada la probable influencia de la misma, sobre todo en caso de apreciarse delito.

Además de los seis ya citados, también están acusados los hijos de ambos empresarios, Carlos Plasencia y Pedro González (les piden siete años de prisión); el exgerente de Urbanismo José Tomás Martín y el exsecretario de Urbanismo Víctor Reyes (se solicitan seis años de cárcel); y el exsecretario del Ayuntamiento José Eugenio Zárate, el exinterventor municipal Antonio Messía y el exinterventor de Urbanismo José Luis Roca (cinco años de cárcel pide la Fiscalía para ellos). No se conocen fisuras entre los acusados y todos defienden su inocencia, si bien se les agrupa entre políticos, empresarios y técnicos.

La vista se prolongará a priori hasta la primera semana de noviembre en lo que, sin duda, es el juicio a toda una época de la capital tinerfeña que, más allá de lo que dictamine la sentencia, hoy se percibe con una sombra de sospecha desde la opinión pública.

[su_note note_color=”#d0d3d5″ radius=”2″]El listado de los testigos es un repaso al ‘todo Santa Cruz’ de ayer y de hoy
Si el banquillo de los acusados cuenta con dos de los cuatro alcaldes que la capital tinerfeña ha tenido desde el retorno de la democracia (Miguel Zerolo y José Emilio García Gómez) además de dos de los empresarios más importantes de Canarias (Antonio Plasencia e Ignacio González Martín), el listado de testigos recogido en el señalamiento dictado por la Audiencia provincial incluye personajes públicas de similar relevancia.

El próximo lunes se comprometerán a decir toda la verdad denunciantes en su día de este caso como el exsenador Santiago Pérez o sus entonces compañeros José Ángel Martín y Justo Menéndez y otro empresario top de las Islas: Rodolfo Núñez.

Exconcejales como Norberto Plasencia, Toni Bello o Basilio Franco se alternarán con actuales como Dámaso Arteaga y Ana Zurita. Al hoy alcalde, José Manuel Bermúdez, se le espera el 3 de octubre.

Por la rama económica también acudirán Amid Achi, Pedro Afonso y Álvaro Arvelo y en la técnica estarán los hermanos Domínguez Anadón.

En total, 76 testigos repartidos en 17 sesiones. Luego vendrán los peritos…[/su_note]

TE PUEDE INTERESAR