elecciones EEUU

Melchior: “Los Clinton ven a Canarias necesaria para llegar a África”

Ricardo Melchior confirma que Hillary comparte con Bill la excelente impresión que obtuvo de las Islas, que definió como “portaaviones de paz”

El expresidente estadounidense Bill Clinton y Ricardo Melchior, en una imagen de archivo correspondiente a su visita a la isla de Tenerife en 2005. DA
El expresidente estadounidense Bill Clinton y Ricardo Melchior, en una imagen de archivo correspondiente a su visita a la isla de Tenerife en 2005. DA

“Es el lugar que el mundo necesita para llegar a África”. Así definió el hoy expresidente de los Estados Unidos William Jefferson Clinton (en adelante Bill Clinton) a Canarias en general y a Tenerife en particular tras conocer la Isla gracias a la visita cursada allá por 2005. Así lo ratifica Ricardo Melchior, entonces presidente del Cabildo e impulsor de la referida visita del que está considerado como el conferenciante mejor pagado del mundo y uno de los políticos retirados más influyentes de todo el planeta.

Explica Melchior en una conversación con DIARIO DE AVISOS que el expresidente quedó sorprendido por la prosperidad hallada en Tenerife, “con sus avances en energía eólica, sus infraestructuras y sus hoteles, que le agradaron especialmente dado que venía de visitar algunos de los países más pobres del mundo, tanto en el África Occidental como el Oriental. Para un político de estas características -continúa Melchior- no fue necesario explicarle lo que fácilmente dedujo: que el Archipiélago era la plataforma necesaria para desarrollar políticas de apoyo a estas naciones más desfavorecidas. Él resumía esa idea diciendo que Canarias era un portaaviones de paz frente a África”.

Lo cierto es que aquella visita y los contactos establecidos entre las autoridades tinerfeñas y las iniciativas que lidera el expresidente recobran plena actualidad ante la perspectiva de que la otrora primera dama Hillary Clinton se convierta en la próxima madrugada en la primera mujer que preside los Estados Unidos. Cuestionado al respecto, Melchior explica que en 2005 la hoy candidata demócrata no viajó a la Isla, pero que sí pudo conocerla cuando al poco acudió como invitado a una cumbre de la Iniciativa Global Clinton, una poderosa fundación cuyo objetivo es formular y aplicar planes específicos en cuatro áreas: terminar con la extrema pobreza; utilizar la religión como fuerza de reconciliación; reducir el calentamiento global y promover prácticas de buen gobierno en nuevas democracias.

“Hillary nos dijo que su esposo le había explicado la importancia estratégica de Canarias con vistas a África y que esperaba venir algún día al Archipiélago, pero no sabía cuándo”, explica Melchior, que ha estado presente en varias cumbres de una fundación donde, por citar algunos de los invitados en aquel 2005, acudieron personajes como el primer ministro británico Tony Blair; el presidente francés Jacques Chirac; el rey jordano, Abdullah II; o el en ese momento secretario general de la ONU, Kofi Annan. En realidad, además de Melchior (cuya última visita a estas cumbres data de 2013) solo había otro español: el entonces presidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero.

Para Melchior, “una victoria de Hillary Clinton abre nuevas posibilidades a un continente como África porque todos sabemos que se trata de una política experimentada en temas internacionales [fue secretaria de Estado de 2009 a 2013 bajo la presidencia de Obama], mientras que si gana Donald Trump sería terrible”. Desde luego, el tinerfeño no es precisamente afín al candidato republicano, del que resulta obvio que prefiere no hablar aunque no duda en lamentar “una campaña terrorífica, con descalificaciones personales constantes que me causan un profundo rechazo al resultarme absolutamente ajeno a mi manera de entender la política, por mucho que sea entre adversarios”.

Lo cierto es que los Clinton tienen un evidente partidario por estos lares. “Para un cargo con esa tremenda responsabilidad, hoy, que todos los países del mundo están pendientes porque les afecta directamente, pase lo que pase, siempre es mejor que gane alguien como Hillary Clinton, porque la diferencia entre uno y otro candidato es abismal”.

[su_note note_color=”#d0d3d5″ radius=”2″]“Él es más cariñoso y afectuoso, pero ella nos trató muy bien y prometió venir”
Ricardo Melchior pudo tratar en persona a los Clinton y confirma que Bill es esa persona carismática de personalidad arrolladora, que sabe llegar en lo personal, “pero ella, que es más normal, nos trató muy bien, se interesó por Canarias y prometió que algún día vendría al Archipiélago”.[/su_note]