Economía

Argentina se suma al proyecto del corredor franco liderado por Tenerife

La Zona Franca de Tenerife consigue atraer a más de 20 países iberoamericanos en la celebración del encuentro anual en la Isla

Gustavo González de Vega, durante la charla que dio en Buenos Aires, donde presentó su proyecto de Corredor Franco del Atlántico Medio. DA

La Zona Franca de Tenerife completó la pasada semana su misión comercial en los países de Uruguay y Argentina con motivo de la promoción del encuentro de Zonas Francas latinoamericanas que se celebrará en la Isla el próximo mes de noviembre. El acercamiento e intensificación de las relaciones entre Tenerife y las costa americana del Atlántico sur llega en el momento más propicio, es decir, cuando las circunstancias geopolíticas globales invitan a Europa a enfocar determinadas relaciones comerciales con iberoamérica.

De entre los diversos eventos que organizaron los respectivos Consejos nacionales de Zonas Francas de ambos países con motivo de la visita de Gustavo González de Vega, en su doble condición de delegado de la Zona Franca de Tenerife y Vicepresidente de la Asociación de Zonas Francas de las Américas (AZFA), cobró especial relevancia la jornada celebrada en Buenos Aires bajo el nombre Zona Franca, el desafío de la inversión y el crecimiento, donde González de Vega expuso la estrategia de Tenerife y el proyecto del Corredor Franco del Atlántico.

El objetivo no era otro que presentar a las zonas francas del MercoSur, a través de casos de éxito como el de Tenerife, las nuevas estrategias bajo el concepto de la Organización Mundial del Comercio (OMC) de generar empleo, promover inversiones y desarrollar regiones. En la jornada participaron diferentes autoridades argentinas, como Carolina Cuenca, directora de Exportaciones del Ministerio de Producción de Argentina; Lisandro Ganuza, presidente del Ente Zona Franca Bahía Blanca; Diego Pérez, de la Agencia Nacional de Inversiones y Comercio Internacional. Todos ellos se mostraron muy interesados por las actividades desarrolladas en Tenerife y confirmaron su presencia con una amplia delegación argentina en el encuentro de zonas francas iberoamericanas que se celebrará en Tenerife en el próximo mes de noviembre.

En concreto, Lisandro Ganuza destacó “la importancia estratégica de integrar a Argentina al proyecto del Corredor franco del Atlántico en un momento en el que el país ha decidido nuevamente abrir su economía al mundo y mirar hacia Europa y África”. Además, Ganuza destacó los avances con Gustavo González De Vega “para que nuestros puertos y zona franca sean el primer nodo de Argentina en sumarse al Corredor franco del Atlántico”, lo que será materializado con la suscripción del convenio respectivo durante el próximo congreso de la AZFA en en Tenerife y cuya participación ya fue confirmada por la ZF de Bahía Blanca.

Para Gustavo González de Vega la misión comercial no ha podido ser más productiva porque “hemos garantizado la presencia en nuestro evento de noviembre de las más destacadas autoridades argentinas y uruguayas en el ámbito de las zonas francas”. Además, indicó que el proyecto creado del Corredor Franco Atlántico, creado por Tenerife, ha suscitado “el interés nacional de Argentina, destacando la posición estratégica de Tenerife como puente de enlace hacia Europa y África”. “En un mundo con más de 3.500 zonas francas en 135 países”, continuó, “es el momento de crear proyectos que permitan generar sinergias”.

Un evento por todo lo alto a celebrar en la Isla en noviembre

Con la confirmación de las delegaciones de Argentina y Uruguay, ya son más de 20 países iberoamericanos los que garantizan su presencia en el encuentro anual de la Asociación de Zonas Francas Iberoamericanas (AZFA) que se celebrará en la Isla en noviembre de este año 2017, con nuestra Zona Franca como anfitriona. Para su delegado, Gustavo González de la Vega, el hecho de que este evento se celebre en la Isla es muy “relevante” porque “convertirá por primera vez a Canarias en la capital de la tricontinentalidad durante, al menos, una semana”. Además de acercar las Islas al continente latinoamericano.