Tenerife

La Candelaria se reunirá con los enfermos a la entrada del Hospital capitalino

La imagen de la Patrona llegará al centro sanitario sobre las 14.30 horas del próximo viernes, y permanecerá a cubierto para recibir las ofrendas de trabajadores y pacientes

 

La Virgen de Candelaria partirá de su villa sobre las 07.00 horas, tras la eucaristía en la basílica. / A. G.

Los pacientes y trabajadores del Hospital Universitario Nuestra Señora de Candelaria aguardan con “emoción y cariño” la llegada de la imagen de la Virgen de Candelaria, prevista para el próximo viernes, en torno a las 14.30 horas.

“Estamos esperando con mucha devoción a la virgen, con fe, porque viene la madre a vernos, y más en el hospital que tiene su nombre. Estamos contentos y muy felices. Solemos ir a verla pero ahora es ella la que viene a vernos, y más en el hospital, que es un lugar muy emblemático”, manifestó ayer Gabriel Morales, uno de los capellanes del hospital.

En concreto, la sagrada imagen partirá de Candelaria a las 07.00 horas, tras la eucaristía en la basílica, según la previsión de la Diócesis de Tenerife. Así, según éste programa, cerca de las 11.00 horas tendrá lugar, en Llano Blanco, la saluda del municipio de El Rosario y el acto de acogida de las comunidades parroquiales de la zona, acto que se repetirá cerca de las 12.00 horas en El Humilladero, con la saluda del municipio de Santa Cruz, y sobre las 13.30 horas en Taco, con la saluda del de La Laguna.

Sobre las 14.30 horas es cuando está previsto que la Virgen de Candelaria haga su entrada al Hospital Universitario Nuestra Señora de Candelaria, donde “estará el señor obispo, hará una bienvenida el gerente del hospital y habrá una pequeña celebración y ofrenda con los capellanes, los enfermos y el personal que trabaja allí”, explicó el capellán.

La sagrada imagen accederá al edificio por “lo que era Trauma, entrará por la Escuela de Enfermería y se quedará en el centro de la entrada general, a cubierto, y hasta allí se acercarán trabajadores y pacientes”, los que puedan ir a pie o ser trasladados en silla de rueda.

Gabriel Morales destacó que se trata de un trabajo logístico complejo porque hay que coordinar muchos aspectos, como los pacientes, la megafonía, la parte eléctrica y que no haya coches que impidan el paso al hospital de la imagen y de los peregrinos.

La última visita de la Virgen de Candelaria a éste hospital fue en el año 2002, en el marco de la visita a Santa Cruz, donde fue recibida por decenas de pacientes visiblemente emocionados, quienes le pidieron salud a la Morenita y le dedicaron cánticos y gestos de cariño.